La socimi Merlin Properties obtuvo un beneficio neto de 316,2 millones de euros hasta septiembre, un 37,4 % menos que en el mismo periodo de 2018, cuando ganó 504,9 millones debido al beneficio extraordinario registrado en el mismo periodo del año anterior por la capitalización del contrato de prestación de servicios con Testa Residencial.

Excluyendo los atípicos, el beneficio neto asciende a €189,5m, lo que supone un incremento del 22 %, según los resultados remitidos por la socimi a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El valor neto de los activos asciende a 7.173 millones de euros (15,27 euros por acción), lo cual representa un incremento del 6,5 %.

Merlin ha destacado que durante el tercer trimestre no se ha realizado una nueva valoración de los activos (se realiza en junio y diciembre de cada año).

Los sólidos fundamentales y excelente dinámica del negocio se traducen en un crecimiento en rentas comparables (+4,8%) y en el aumento de la ocupación hasta el 93,2% (+27 pbs vs. 6M19).

Oficinas

Merlin ha destacado el comportamiento en oficinas con una subida en rentas comparable del 7,6 %

 La ocupación ha aumentado hasta el 90,7 %.

 Entre los principales contratos firmados en el tercer trimestre se encuentran: New Relic y Sisvel con 1.571 metros cuadrados en Torre Glories,

Grupo Netco con 1.689 metros cuadrados, Cerro de los Gamos, Buran con 1.061 metros cuadrados, en Torre Chamartin y las renovaciones con Unir, con 5,311 metros cuadrados en Beatriz de Bobadilla 14 y con Everis, 5.228 metros cuadrados, en Diagonal 605.

La inmobiliaria Merlin Properties obtuvo un entre otros motivos por la capitalización ese año del contrato de prestación de servicios de Testa Residencial.

Excluyendo los atípicos, el beneficio neto ascendió a 189,5 millones, un 22 % más, según los resultados comunicados por la socimi a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Su beneficio bruto de explotación (ebitda) alcanzó los 317 millones, lo que supone un aumento del 6,3 % respecto a los 298,2 millones de los nueve primeros meses del año pasado.

Los ingresos totales ascendieron a 397,9 millones, un 5,8 % más que en el mismo periodo de 2018 -376,1 millones-.

Las rentas subieron sobre todo en el segmento de oficinas -7,6 %-, que registró una ocupación del 90,7 %, mientras que en la cartera de centros comerciales aumentaron un 3 % y en logística, un 2,1 %, con una ocupación del 97,3 %.

La actividad inversora en el ejercicio en curso se ha concentrado fundamentalmente en Lisboa, con la compra de tres edificios de oficinas, y en octubre adquirió una participación del 14,46 % del Grupo San José en Distrito Castellana Norte (DCN) por 169 millones