El Gobierno ha reconocido Expo Dubái como "Acontecimiento de Excepcional Interés Público" y por ello fomenta la presencia de empresas española en esta exposición que se celebrará del 20 de octubre al 10 de abril.

En un acto celebrado en Madrid, en el que han participado el ministro de Cultura y Deporte, José Guirao, el director financiero de Acción Cultural Española (AC/E), Eduardo Fernández Palomares, la consejera delegada de ICEX, María Peña, y el embajador de España en Emiratos Árabes Unidos, Antonio Álvarez Barthe, Guirao ha explicado que “el Gobierno considera imprescindible y estratégico que empresas e instituciones" vayan juntos en esta experiencia.

"Consideramos que la suma de la iniciativa y el soporte público con el emprendimiento empresarial es el mejor camino para consolidar la internacionalización de nuestra economía", ha señalado Guirao.

Para Guirao, “las Exposiciones Universales siguen desempeñando un papel fundamental en la proyección de la imagen de un país y abren todo un abanico de oportunidades comerciales en el mercado mundial".

El ministro ha señalado que se espera captar 2,5 millones de visitantes, el 10% de público asistente a la Expo.

Por su parte, Peña ha destacado que "Expo Dubái 2020 es un excelente escaparate para dar visibilidad a las empresas y fortalecer la imagen de los sectores productivos, vinculados a la calidad, diseño y tecnología, así como la apuesta por el binomio innovación y sostenibilidad para que nuestra imagen, además de asociarse a la excelencia productiva, sea identificada como una marca país sostenible".

Ha señalado además que la colaboración con Acción Cultural Española está siendo clave para acercar las empresas a las oportunidades de negocio asociadas a la exposición universal”.

La Expo, convocada bajo el tema “Conectar mentes, construir el futuro”, tiene el objetivo de contribuir a hacer compatible el progreso tecnológico y el desarrollo sostenible.

El Pabellón de España: plataforma de colaboración público-privada

El objetivo del Pabellón es transformarse en un escaparate al mundo donde se muestren los logros de España y de sus empresas.

Está ubicado cerca de los de Alemania, Nueva Zelanda y EAU países con una gran capacidad de atracción de visitantes, y de uno de los puntos neurálgicos de la Expo, la plaza central Al Wasal.

El Pabellón de España será una plataforma de colaboración público-privada en la que se empleará la experiencia del sector privado y se brindará a las empresas una oportunidad única para su contribución a la sociedad, potenciando sus imágenes de marca y sus oportunidades de negocio. Servirá, además, para apoyar la labor que realizan otros organismos del Estado y las comunidades autónomas para promocionar los productos españoles.

El recinto, de más de 200 hectáreas, espera recibir 130.000 visitantes al día, en los 173 días que dura la Expo, en un horario de 10h. a 02h. los siete días de la semana.

Dentro de las posibilidades que brinda el Pabellón de España destacan:

·     Ha sido concebido como un showroom de exhibición de las empresas españolas, donde mostrar y vender sus productos.

·     Cuenta con una zona gastronómica, con un bar de tapas, un restaurante y una zona de música donde se apreciarán las bondades de España en materia de gastronomía y alimentación.

·     Dispone de tienda, en la que aglutinará a aquellas marcas que supongan casos de buenas prácticas en materia de sostenibilidad.

·     Celebrará un programa de eventos y actividades para el gran público.

·     Programará conferencias transmitidos en streaming, tomando la idea de los Majils, símbolo de la hospitalidad árabe donde se forja un diálogo intergeneracional y la transmisión de conocimientos. Serán encuentros entre expertos y jóvenes en los que se procurará la generación de nuevas perspectivas e incubar conexiones internacionales.

·     Se dotará de una segunda vida del Pabellón para ser un ejemplo de economía circular.