Enagás ha obtenido en los nueve primeros meses de 2019 un beneficio después de impuestos de 333,1 millones de euros, un 2,3% más que en el mismo periodo del año anterior, ligeramente superior a lo previsto debido principalmente a las aportaciones de Tallgrass y Desfa desde este año.

Para el conjunto del ejercicio, este resultado está en línea con los objetivos previstos, según ha informado Enagás.

La contribución de las sociedades participadas ha sido de alrededor del 30%, con un importante peso de las filiales internacionales.

Durante este periodo, Enagás ha invertido 756,5 millones de euros que corresponden principalmente a la adquisición en Tallgrass Energy.

Además, la compañía ha continuado realizando inversiones en el proyecto Trans Adriatic Pipeline (TAP), una infraestructura clave para la seguridad de suministro energético de Europa en la que Enagás participa con un 16 %.

Este gasoducto, que unirá Turquía con Italia a través de Grecia y Albania, tiene un grado de avance cercano al 90 %, en línea con lo planificado.

TAP espera iniciar las pruebas con gas de la infraestructura en Grecia y Albania durante el cuarto trimestre de 2019.

Los borradores de las circulares de la CNMC relativas al sector gasista están en proceso de tramitación. La compañía ha realizado las alegaciones pertinentes, que incluyen medidas técnicas razonables y constructivas alineadas con el papel que el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) otorga al gas natural y los gases renovables en el proceso de transición energética.

Enagás confía en que la regulación sea coherente y permita al sector energético seguir apostando por la transición energética y la descarbonización.

Récord de demanda y reducción de emisiones

La demanda total de gas natural en España ha aumentado, durante los nueve primeros meses del año, un 16,9% en comparación con el mismo periodo del año anterior, alcanzando los 294 TWh.

Esta es la cifra acumulada más alta registrada desde 2009 y se estima que esta tendencia continuará hasta final de año, con un incremento previsto de la demanda de en torno al 14 % a cierre de 2019.

Nueva filial: EnaGasRenovable Enagás ha aprobado la creación de una nueva filial, EnaGasRenovable, para impulsar proyectos de gases renovables.

La compañía apuesta por las energías renovables no eléctricas (biometano e hidrógeno verde) como nuevas soluciones energéticas que permitan avanzar hacia un modelo energético más sostenible.

Esta filial integrará también los proyectos, actualmente en desarrollo, de gases renovables como Power to Green Hydrogen Mallorca, Power-to-Gas y otros acuerdos con los principales gestores de residuos para promover el biometano y la economía circular.