La petrolera Repsol ha alcanzado un acuerdo con la compañía estatal noruega de petróleo Equinor para comprar su participación en Eagle Ford (Texas, EEUU), del que ahora será el operador a la vez que controlará la totalidad de este activo productivo por el que ha abonado 294 millones de euros.

La petrolera española ha precisado que ha adquirido el 63 % de la participación de Equinor en Eagle Ford, con lo que pasará a controlar el 100% de ese activo, según un comunicado de la compañía.

Este acuerdo, según el comunicado, permitirá a Repsol mejorar la gestión de su cartera de activos productivos

También se intentará aprovechar sinergias operativas que se traducirán en mayores eficiencias.

Asimismo ha indicado que esta adquisición se alinea con su Plan Estratégico 2018-2020, que identifica Norteamérica como área clave debido a las numerosas infraestructuras existentes en la zona y a la estabilidad del marco regulatorio.

Repsol ha explicado también que esta adquisición forma parte de las inversiones previstas para 2018-2020 en el área de "upstream" o extracción de carburos, y que cifró en 8.000 millones de euros.

Según el comunicado, la operación igualmente responde "a la política de rotación de la cartera de activos de la compañía para lograr un portafolio más equilibrado y rentable y adelantar el cumplimiento de variables estratégicas de mejora del portafolio, crecimiento rentable y mayor retorno".

La incorporación de Eagle Ford supone sumar unos 280 kilómetros cuadrados netos y 34.000 barriles equivalentes al día de producción, por lo que tras este acuerdo la producción total de Repsol en ese área será de 54.000 barriles equivalentes de petróleo al día, aproximadamente.