El Banco Sabadell ha cerrado la primera mitad de 2019 con un beneficio neto atribuido de 532 millones de euros, lo que supone un crecimiento interanual del 340,9% por menores provisiones y la ausencia de costes extraordinarios de su filial británica TSB del ejercicio anterior.

Los ingresos del negocio bancario (margen de intereses + comisiones netas) muestran un crecimiento sostenido, con un aumento interanual del 2,7% a nivel grupo (2,4% a tipo constante).

El margen de intereses a cierre de junio se situó en 1.806 millones de euros, lo que supone un -0,2% interanual a nivel grupo por la aplicación de IFRS16 y unos menores tipos de interés a largo plazo.

Las comisiones netas subieron un 10,9 % (7,9 % Ex TSB) interanual, por el buen comportamiento de las comisiones de servicios.

En términos intertrimestrales, los ingresos del negocio bancario aumentaron un 2,0 % (1,9% a tipo constante); el margen de intereses en este mismo período presentó un crecimiento del 0,5 % por mayores volúmenes y actividad comercial.

Las comisiones suben a su vez durante el segundo trimestre un 6,0% (5,4% Ex TSB) debido al buen comportamiento en todos los segmentos.

Por su parte, el margen de clientes cerró el mes de junio en el 2,65% a nivel grupo (2,60% Ex TSB).

El total de costes se situó en 1.567 millones de euros a cierre de junio de 2019 (1.043 millones de euros Ex TSB), que compara con 1.656 millones de euros a cierre de junio del ejercicio anterior (1.051 millones de euros Ex TSB), lo que supone una reducción del 5,4 %.

Por lo que respecta al ratio de eficiencia, éste se situó en 54,7 % al fin del semestre.

El total de dotaciones y deterioros ascendió a 374 millones de euros a cierre de junio de 2019 (341 millones de euros Ex TSB), frente a 806 millones de euros (667 millones de euros Ex TSB) de junio del año anterior.

El crédito vivo cerróa el segundo trimestre de 2019 con un crecimiento interanual del 0,7%, lo que representa un saldo de 141.703 millones de euros

Los recursos gestionados totalizan 208.587 millones de euros (172.416 millones de euros ex TSB) frente a 205.063 millones de euros un año antes (168.809 millones de euros excluyendo TSB), lo que supone un incremento interanual del 1,7% (2,1% Ex TSB) y un crecimiento intertrimestral del 1,1% (1,6% Ex TSB).

Captación de empresas y nuevos préstamos

A lo largo del primer semestre de 2019, la actividad de captación de empresas y particulares fue intensa, con un total de 221.741 altas.

Por segmentos, el grupo captó 169.176 nuevos clientes particulares y 52.565 empresas.

Asimismo, el Banco Sabadell sumó 125.062 nuevas nóminas.

La actividad de negocio en nuevos préstamos y líneas de crédito a pymes crecieron, en términos interanuales, un 1% (10.400 millones de euros), mientras que el volumen de los préstamos hipotecarios y consumo subieron el 1%, superando los 3.000 millones de euros

Reducción de activos problemáticos y mejora del perfil de riesgo

Al termino del segundo trimestre de 2019, el saldo de activos problemáticos del Sabadell ascendió a 8.253 millones de euros, de los que 6.380 millones correspondieron a activos dudosos y 1.873 millones de euros a activos adjudicados, lo que supone una reducción en el año de 26 millones de euros (-174 millones de euros de activos dudosos y 148 millones de euros de activos adjudicados).

Fuerte impulso comercial en TSB e inicio del despliegue de negocio de pymes

TSB continuó recuperando el impulso comercial, especialmente en el último trimestre. De hecho, los últimos seis meses han sido un punto de inflexión para el banco con la mejora continua del crecimiento en empresas y el rendimiento de la plataforma tecnológica.

Las cuentas corrientes de nuevos negocios aumentaron en un 6 % en el semestre mientras que los ahorros para pequeñas y medianas empresas se incrementaron en un 25 % en el primer semestre de 2019.