Hemper, la marca española especializada en mochilas de cáñamo producidas a mano de forma sostenible en Nepal, ha conseguido el sello internacional BCorp.

Madrid, mar (EFE).- Este reconocimiento convierte a Hemper en una de las empresas más inclusivas y éticas a nivel internacional, ya que pertenecer a este grupo significa “cumplir los más altos estándares verificados de desempeño social y ambiental, transparencia y responsabilidad”, según indica la firma.

B Corp mide la sostenibilidad de las empresas a través del impacto global que generan, y analizan aspectos como la cadena de producción, los salarios, la gobernanza, la situación de los trabajadores, los lugares de trabajo o el respeto al medio ambiente. Disminuir la desigualdad y los niveles bajos de pobreza, construir comunidades más fuertes y crear empleos dignos de alta calidad  son algunos de los fines que persigue.

Otras empresas que han conseguido este sello son Veja, Patagonia y Ecoalf. Esta última, pionera en el ámbito y la primera en conseguir este certificado en España, comparte con Hemper la motivación por una producción más sostenible y justa.

Un viaje que cambió la vida de sus creadores

Hemper surgió a partir de un voluntariado en Nepal en el que los creadores de la marca quedaron "atrapados" por la comunidad que visitaron y su trabajo con el cáñamo. Tras su vuelta decidieron iniciar un proyecto de emprendimiento sostenible que pudiera traer a España la originalidad de las mochilas que allí fabricaban y ayudar, al mismo tiempo, a los trabajadores y familias nepalíes.

Desde que comenzaron el proyecto en 2016, la producción, que queda en manos de los trabajadores locales, es uno de los factores más importantes del proyecto. Hemper ha ayudado a proporcionarles alojamiento, educación a sus hijos y un sueldo digno. En estos años la marca ha conseguido mantener su filosofía inicial basada en una producción cuidada y una gran preocupación por el tratamiento de la materia prima. Según explica la firma, "Hemper parte de la misión de contribuir al desarrollo socio-económico de Nepal", y eso se refleja en los productos que ofrecen.

Tradición y cuidado en cada fase de producción

Según explica la marca, las montañas de los pueblos del oeste de Nepal conservan la tradición del cáñamo desde hace siglos, y es allí donde las familias rurales lo cultivan, recolectan y preparan para convertirlo en hilo. Después, ese hilo es llevado a Budhanilkantha, una comunidad con pocos recursos en Katmandú , donde las mujeres tratan y confeccionan los tejidos en los telares tradicionales junto a los sastres, que crean las mochilas, riñoneras y monederos.

“Ha sido una buena forma de poder testear y respaldar cómo estamos haciendo las cosas y seguir marcándonos retos para los próximos pasos”, cuenta Gloria Gubianas, cofundadora y responsable de Impacto Positivo y Sostenibilidad en Hemper.

Con este proyecto, Hemper se une al conjunto de marcas españolas que apuestan por una producción ecológica y solidaria, prestando atención a las condiciones laborales de sus trabajadores y al cuidado del producto en todas sus fases de producción. Rasgos que se valoran cada vez más en la moda española y que consiguen reconocimientos como el de BCorp.  EFE