EFEMadrid

Jean-Paul Gaultier, el “enfant terrible” de la moda francesa, ha dicho adiós a las pasarelas con un desfile espectacular de alta costura "upcycling", en el que se recoge la esencia del diseñador que con este trabajo es fiel así mismo.

"Pienso que la moda tiene que cambiar. Hay demasiadas prendas, y demasiadas prendas que no sirven para nada"

"Para esta colección que marca mis 50 años en moda, he querido ser fiel a los temas que siempre han sido mis obsesiones", ha explicado en una carta Jean-Paul Gaultier, quien ha sentido debilidad por los vaqueros, los corsés, los marineros o la androginia.

Lejos del llanto, el desfile acabó siendo una celebración de 50 años dedicados íntegramente a la creación de una estética y una actitud que ha entrado en la historia de la moda.

 "Pienso que la moda tiene que cambiar. Hay demasiadas prendas, y demasiadas prendas que no sirven para nada", dice el diseñador quien recomienda que no tirarlas. "¡No las tiréis, recicladlas! Una prenda bonita es una prenda que tiene vida".

Jean Paul Gaultier adora los pantalones vaqueros

Tras el espectáculo en el Teatro de Châtelet de París, que duró cerca de hora y media, Gaultier que "he tenido la suerte de poder hacer lo que  me gusta".

Ni siquiera él lloró, como pensaba que haría al ver a todos sus amigos reunidos, entre ellos las actrices Dita Von Teese o Rossy de Palma, que desfilaron respectivamente con un traje lencero y con un tutú negro compuesto de abanicos.

"Cuando era pequeño, mi madre me contaba cómo ella retrabajaba los pantalones estropeados de mi padre para hacerse unas faldas. Esto me marcó", asegura este francés quien reconoce que una prenda puede volver a gustarnos si la transformamos." Es lo que voy haciendo desde mi primer desfile, sobre todo con los vaqueros".

En ese carta el diseñador francés también hace mención a su pantalones favoritos, los vaqueros. "En mi primer desfile, como en el último, hay creaciones hechas con vaqueros que he llevado. Es el material más bonito, y como muchos seres humanos, mejora envejeciendo".

Para su primera colección Haute Couture upcycling, Gaultier ha abierto todos sus cajones, "he rescatado todas mis antiguas colecciones, todo lo encontrado en viajes y mercadillos, para hacer confeti y volver a utilizarlo todo"

"Me encanta el mestizaje de los materiales, de las personas, de las clases sociales, de los géneros"

Ha utilizado sus archivos como se utiliza un material, los ha maltratado, mezclado, entrelazado… Todo un trabajo de artesanía y Costura.

"¡Adiós al flamante nuevo, bienvenido al flamante viejo! Lo que hice sin medios cuando empecé, lo vuelvo a hacer hoy con mi patrimonio para dar vida a creaciones nuevas".

Lo que más me gusta es mezclar, sobre todo las cosas que no se supone que puedan ir juntas. "Me encanta el mestizaje de los materiales, de las personas, de las clases sociales, de los géneros", asegura

Para él, la belleza en todos lados. "Y no es única, es múltiple", dice este gran diseñador a quien le encanta observar, en cualquier lugar, "no puedo evitarlo, de hecho es por eso que no conduzco. Todo me inspira".

En su carta se despide así: "Y esto va a seguir con nuevas aventuras, lo mejor está por venir.Gracias por estos 50 primeros años. ¡Que lo disfrutéis!". EFE