José María Rodríguez | EFELas Palmas de Gran Canaria

Las administraciones locales de Canarias concedieron este martes el último de los permisos previos que necesita el mayor telescopio de la historia si el consorcio internacional que lo promueve se decide a construirlo en La Palma, en vista del rechazo con que se está topando en Hawai.

Considerado como uno de los proyectos más importantes del momento, el TMT está llamado a revolucionar las observaciones astronómicas, proporcionando a la comunidad científica imágenes del Cosmos con una resolución y un detalle de diez a doce veces superior a cualquier otro instrumento existente, incluido el telescopio espacial Hubble.

1) ¿QUÉ ES EL TMT?

Las letras TMT se corresponden con las siglas en inglés de la expresión "Telescopio de Treinta Metros", nombre que a su vez alude al diámetro del elemento básico en cualquier instrumento de este tipo, que define su "potencia" para mirar al cielo: su espejo.

2) ¿QUIÉN LO PROMUEVE?

Un consorcio internacional liderado por seis instituciones: el Instituto de Tecnología de California (Caltech) y la Universidad de California (UC), el Departamento de Ciencia y Tecnología de la India (DST), los Observatorios Astronómicos Nacionales de la Academia China de la Ciencia (NAOC), los Institutos Nacionales de Ciencias Naturales-Observatorio Astronómico Nacional de Japón (NINS-NAOJ) y el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas de Canadá (NRC).

3) ¿CUÁNTO COSTARÁ?

Se estima que construirlo costará unos 1.400 millones de dólares (1.265 millones de euros). Las obras durarían unos diez años e implicarían a 300 trabajadores locales. Una vez en operación, dará empleo a 140 personas y requerirá un gasto anual de 40 millones de dólares (36 millones de euros), si el lugar elegido es Hawai. En La Palma, los costes de operación serían inferiores.

4) ¿CUÁL SERÁ SU "POTENCIA"?

El TMT será el telescopio más potente jamás construido. Sus 30 metros de espejo triplican, por ejemplo, al del Gran Telescopio de Canarias (Grantecan), en La Palma, el mayor disponible en este momento, que lleva diez años liderando la astronomía en el mundo. La superficie de espejo del TMT será nueve veces superior a la del Grantecan y, con elementos de óptica adaptativa para corregir el efecto distorsionador de la atmósfera, proporcionará imágenes doce veces más nítidas que la del telescopio espacial Hubble.

Semejante capacidad de mirar al espacio será determinante, por ejemplo, en la búsqueda de nuevos planetas habitables fuera del sistema solar y de posibles signos de vida fuera de la Tierra, aseguran sus promotores.

5) ¿POR QUÉ HAWAI?

No solo porque el proyecto lo lideran universidades estadounidenses, sino porque el archipiélago del Pacífico ofrece emplazamientos privilegiados para mirar al cielo, como el lugar elegido, el Mauna Kea, donde hay un observatorio con 13 telescopios.

5) ¿POR QUÉ SE POSTULA LA PALMA?

Porque el proyecto se está encontrando con una fortísima oposición entre la comunidad aborigen hawaiana, que considera sagrada la cumbre del Mauna Kea. Los manifestantes contra el TMT han conseguido el apoyo de importantes figuras del cine, la cultura e incluso la política de EEUU, como el senador demócrata y posible candidato presidencial Bernie Sanders, y han protagonizado protestas que llevaron al gobernador de Hawai a declarar el estado de emergencia.

Con el Observatorio del Roque de los Muchachos como principal aval, La Palma se ganó hace tiempo su condición de "plan B" para el TMT frente a otros posibles candidatos de Chile o México.

6) ¿POR QUÉ ELIGEN ISLAS? ¿POR QUÉ EN VOLCANES?

Observar el espacio desde la Tierra requiere contar con cielos libres de la contaminación atmosférica y lumínica que sufren muchos lugares de los principales países desarrollados. Los archipiélagos oceánicos como Hawai o Canarias cuentan con ellos y ofrecen otro valor determinante: montañas de gran altitud, que en ambos casos tienen origen volcánico.

Los astrónomos buscan siempre las montañas más altas posibles para mirar al cielo para estar más cerca de él, literalmente, porque la atmósfera es su gran enemiga. Cuanto más alto esté el telescopio, menos atmósfera tiene encima el observador y menos expuesto está a sus perturbaciones. La troposfera tiene unos 15 kilómetros de grosor. Si uno está en el Mauna Kea, la "capa" que tiene que atravesar su mirada se reduce en 4,2 kilómetros; si está en La Palma, le resta unos 2,3 kilómetros metros.

7) ¿PUEDEN LAS CREENCIAS FRENAR A LA CIENCIA?

Depende de cómo se mire. La cumbre del Mauna Kea es sagrada para los nativos hawaianos, a ella solo podían subir los principales representantes de la sociedad aborigen hasta la llegada de los europeos, no el resto del pueblo. No solo son creencias religiosas, es respeto. Los detractores del proyecto formulan la pregunta de otra manera: ¿aceptarían los franceses o los italianos que el TMT se construyera sobre la catedral de Notre Dame o en la plaza de San Pedro?

8) ¿POR QUÉ NO SE HA DECIDIDO YA EL CONSORCIO POR LA PALMA?

En Hawai, el TMT también tiene los permisos necesarios y una sentencia del Tribunal Supremo que le despeja el camino, aunque solo sobre el papel, porque la oposición local es muy fuerte. Desplazarse de Hawai a La Palma no solo supone alejarse más de los países promotores del proyecto, todos situados en el ámbito del Pacífico-Índico, sino bajar de altitud, de 4.200 a 2.300 metros. Este último es el argumento más repetido entre los escépticos con La Palma.

9) ¿QUÉ RESPONDE LA PALMA A ESAS DUDAS?

Como la frase que se atribuye a Diógenes el Cínico, que el movimiento se demuestra andado. Sí, el Roque de los Muchachos tiene casi 2.000 metros de altura menos que el Mauna Kea, pero es uno de los mejores observatorios del mundo (desde luego, sin rival en el hemisferio norte), acoge telescopios de varios países y lleva años a la vanguardia de la astronomía mundial. Solo el Grantecan ha aportado 14.000 horas de observación que han producido 450 artículos científicos de impacto, que han revelado elementos clave sobre las estrellas primitivas, sobre los planetas extrasolares o sobre los agujeros negros, además de proporcionar la imagen más profunda de una galaxia jamás tomada desde la Tierra, de la de UG00180, a 500 millones de años luz.

10) ¿QUIÉN APOYA A LA PALMA COMO SEDE DEL TMT?

En la candidatura de La Palma como emplazamiento del TMT se han implicado todas las instituciones españolas. Con el Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), como principal abanderado, el proyecto cuenta con el respaldo del el Gobierno central y del Gobierno de Canarias, del Congreso y del Parlamento autonómico, del Cabildo de La Palma y de los dos ayuntamientos implicados, Garafía y Puntagorda, y de prácticamente todos las fuerzas políticas.

No obstante, también hay voces críticas, como Ben Magec, la federación canaria de Ecologistas en Acción, que cuestiona tanto el proyecto como su impacto sobre la cumbre de La Palma. Los ecologistas están dispuestos a batallar legalmente, pero el Tribunal Superior de Justicia de Canarias ha rechazado anteriores recursos suyos contra otros telescopios en el Roque de los Muchachos, como los Cherenkov, un conjunto de 20 instrumentos de observación.

Fuentes: páginas web oficiales del TMT (www.tmt.org y www.tmtlapalma.org) y del IAC (www.iac.es). EFEfuturo