EFEMadrid

Internet puede ser una de las mejores herramientas para combatir la soledad no deseada y el deterioro cognitivo de las personas mayores o para realizar gestiones online (de salud, de banca o burocráticas), pero sólo si los dispositivos, los servicios o las aplicaciones son fáciles de utilizar y no una insalvable barrera tecnológica.

Con el foco puesto en las personas mayores, administraciones, empresas y organizaciones sociales celebran mañana el Día Mundial de las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información, conocido más popularmente como el Día de Internet, para poner el acento este año en el papel que las tecnologías digitales desempeñan en el envejecimiento saludable si se garantiza la inclusión de ese colectivo.

En España y con motivo de esta celebración -promovida por Naciones Unidas desde 2006- numerosas empresas, instituciones y organizaciones sociales han elaborado un "Manifiesto para facilitar el acceso y el uso de las tecnologías digitales a las personas mayores", en el que recogen un decálogo de medidas para conseguirlo y para evitar la exclusión de un colectivo que suma más de nueve millones de personas y representa al 20 por ciento de la población.

Formación. Es lo que reclama el presidente de la Confederación de Organizaciones de Mayores (CEOMA), Juan Manuel Martínez, quien ha incidido en declaraciones a EFE en que internet es una herramienta "eficaz e imprescindible" para luchar contra uno de los principales problemas que padecen los mayores -la soledad-, y ha diferenciado las diferentes habilidades tecnológicas que presenta normalmente una persona mayor con 65 años y una con 90.

Y en el mismo sentido, el presidente de la Asociación de Usuarios de Internet (AUI), Miguel Pérez Subías, ha subrayado a EFE que el mayor reto en este ámbito es que las tecnologías se adapten al estado cognitivo y a las habilidades de los mayores y ha exigido a los responsables políticos y a las empresas que cumplan con los estándares de accesibilidad que ya están recogidos en las leyes.

VULNERABLES FRENTE A LA CIBERDELINCUENCIA

El "Manifiesto para facilitar el acceso y el uso de las tecnologías digitales a las personas mayores" ha sido promovido por cincuenta organizaciones sociales, empresariales y organismos públicos, entre ellos la Asociación Española de Banca, la Agencia Española de Protección de Datos, la CEOMA o la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas, y alerta de la especial atención que requieren las personas con discapacidad -el 30 por ciento de los mayores- o de la especial vulnerabilidad de las mujeres.

Entre el decálogo de medidas que proponen recuerdan la obligación legal de accesibilidad y ausencia de barreras en los dispositivos, aplicaciones y servicios de las tecnologías digitales, reclaman ayudas públicas para dotar a las personas mayores de más conocimientos y habilidades, de promover el uso de seguro de esas tecnologías frente a las amenazas de internet y los ciberdelincuentes, y de que se eviten la discriminación y los sesgos por razones de edad en los algoritmos.

"Nadie debería vivir de espaldas a internet; sufriría un mayor aislamiento", ha manifestado a EFE Juan Manuel Martínez, y ha incidido en la importancia de la formación para que las personas mayores hagan un uso correcto y seguro de esta herramienta.

El máximo responsable de la CEOMA ha alertado de la especial vulnerabilidad de los más mayores frente a los ciberdelincuentes, y ha valorado los pasos que ya se han dado en el sector financiero para ayudar a estas personas a manejar sus sistemas, una formación que va a redundar -asegura- en el manejo de otras aplicaciones y servicios de una forma más autónoma y segura.

NAVEGAR POR LA RED CON SEGURIDAD Y CONFIANZA

Miguel Pérez Subías ha observado que internet es una herramienta imprescindible para combatir la soledad no deseada o el deterioro neurológico, para mejorar la relación con el entorno o para acceder a numerosas gestiones, pero siempre que los gobiernos y las empresas sean exigentes con los estándares de accesibilidad y hagan un esfuerzo para dotar a las personas mayores de las habilidades necesarias para usar esas herramientas de una forma segura.

En declaraciones a EFE, Subías ha aseverado que los mayores son precisamente los más vulnerables frente a los timos y estafas que proliferan en internet y aboga por un tratamiento "especial y diferenciado" para no poner en riesgo la confianza de millones de usuarios "además de sus bienes económicos y emocionales".

En este sentido, el Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) -dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital- se ha sumado al Día de Internet con la puesta en marcha de varias iniciativas para fomentar la seguridad de las personas mayores en estos entornos, para que puedan hacer compras online con confianza y para que tengan las nociones básicas necesarias para navegar con seguridad y con confianza.

El acto central del Día Mundial de Internet en España se celebrará mañana en el Espacio Fundación Telefónica de Madrid, y reunirá a representantes de algunas de las principales empresas del sector y de diferentes organizaciones empresariales y sociales, y a lo largo de la semana se sucederán eventos en numerosas instituciones y centros educativos para promover el buen uso y los beneficios de internet y concienciar a los usuarios también sobre los riesgos.