EFEMadrid

Los gusanos nematodos son los animales más abundantes de la Tierra, y aunque lo lógico sería pensar que son más abundantes en zonas templadas con una alta densidad de biomasa vegetal, los científicos han comprobado que prefieren el extremo norte a los trópicos.

Investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas han participado en el primer censo global de estos organismos, que pueden resultar muy importante para comprender la "biogeoquímica" de la Tierra y para mejorar las predicciones sobre el cambio climático.

Los resultados del trabajo se han publicado en la revista Nature, ha informado hoy el CSIC, que ha precisado que los suelos que contienen más carbono orgánico son los que concentran más cantidad de estos animales.

Los nematodos son gusanos de un tamaño milimétrico y están presentes en todos los niveles tróficos de las cadenas alimentarias terrestres y son muy buenos indicadores de la calidad del suelo.

El investigador del CSIC Juan Emilio Palomares-Rius, del Instituto de Agricultura Sostenible, ha subrayado el papel de estos organismos para los ecosistemas terrestres.

El total de carbono respirado por los nematodos del suelo, ha subrayado Palomares-Rius, equivale aproximadamente al 15 por ciento de las emisiones emitidas por el consumo de combustibles fósiles, y alrededor del 2,2 por ciento del total de las emisiones de carbono emitidas por los suelos de forma global.

El trabajo, que permitirá mejorar las predicciones sobre cambio climático, ha sido liderado por el investigador Thomas Ward Crowther, del Institute of Integrative Biology (Zürich, Suiza), ha informado el CSIC. EFE