Motor/ EFEMadrid

El Mercedes-Benz Clase G cumple 40 años sin haber sucumbido a la moda SUV y manteniendo sus formas cuadradas y capacidades todoterreno, lo que le mantiene como un referente de lo que es un 4x4 puro.

Es el modelo que más años de producción acumula de la marca alemana de la estrella, que desde hace 20 años ofrece versiones AMG más potentes del Clase G; y es la base de la que ha partido el fabricante germano para desarrollar su amplia gama de todocaminos.

Mercedes-Benz lo ha querido festejar a la grande y para ello ha presentado cuatro novedades dirigidas a los seguidores de la Clase G.

El Mercedes-Benz Clase G recibe tres versiones especiales, una diésel y otra AMG

La primera de ellas es el lanzamiento de tres ediciones "Stronger Than Time", de las que una de ellas está firmada por AMG, que es la responsable de las versiones más potenciadas de los modelos de calle.

Estos modelos especiales disponibles con motivo del 40 aniversario pueden elegirse con dos motorizaciones: la diésel 400 d de 243 kW (330 CV) y 700 Nm de par máximo (es la segunda novedad), y la gasolina de 310 kW (422 CV) y 610 Nm de par.

La tercera opción motriz es la AMG G 63 que equipa un gasolina V8 biturbo de 4 litros y 430 kW (585 CV) y 850 Nm de par máximo. Su velocidad máxima está limitada electrónicamente a 220 km/h (si se opta por el paquete AMG Driver puede llegar hasta los 240 km/h)

Mayor equipamiento exterior

A estas ediciones especiales se las diferencia exteriormente porque equipan la línea de acabado AMG Line (incluye pasarruedas ensanchados, pinzas de freno con distintivo Mercedes-Benz y, en el caso del G 500 de gasolina, escape deportivo), el paquete de acero inoxidable  (estribos, cubierta de la rueda de repuesto, listones de umbral y protección del borde de carga) y paquete Night (luces oscurecidas y parabrisas tintado, así como detalles en negro obsidiano en retrovisores o aro de la rueda de repuesto).

En el equipamiento de serie de las versiones "Stronger Than Time" destacan el paquete de asistencia a la conducción, el tren de rodaje con amortiguación adaptativa regulable, la cámara 360º, los asientos multicontorno activos, el sistema de sonido premium, la iluminación de ambiente con 64 colores o el techo eléctrico corredizo de cristal, entre otros elementos.

Si tienes un Mercedes-Benz Clase G éste es tu circuito

La tercera novedad es el programa de personalización G manufaktur y la cuarta el centro G-Class Experience Center, situado en las proximidades de la planta donde se produce en Graz (Austria) el todoterreno de la marca alemana.

A este centro, de más de 100.000 kilómetros cuadrados y que se abrirá próximamente en un antiguo aeródromo a 15 kilómetros de Graz, podrán acudir los clientes de todo el mundo del Clase G para someterlo a todo tipo de duras pruebas o a mejorar su destreza al volante con subidas de hasta un 60% e inclinaciones laterales de hasta un 40%.