EFEMadrid

El renovado Clase E y los nuevos híbridos serán las primicias mundiales del fabricante alemán Mercedes-Benz en el Salón del automóvil de Ginebra (Suiza), que abrirá sus puertas al público del 5 al 15 de marzo próximos.

El nuevo Mercedes-Benz Clase E estrena décima generación, en la que su diseño es más "puro y emotivo", y el interior es "más exclusivo y de mayor calidad", según ha adelantado el fabricante de la estrella.

También sobresaldrá por la nueva generación de asistentes a la conducción que podrá equipar, caso del que reconoce y responde al tráfico lento incluso antes de que el conductor se dé cuenta o el que permite crear un carril de rescate en tráfico denso en carreteras de varios carriles.

El Mercedes-Benz Clase E es el "corazón" de la marca de la estrella

El Clase E, que acumula desde 1946 más de 14 millones de unidades vendidas, llegará a los concesionarios en verano. Posteriormente, saldrán a la venta la versión descapotable y la de batalla larga (solo para el mercado de China).

El denominado "corazón de la marca" también recibe una serie de mejoras en el interior como son el sistema de infoentretenimiento MBUX, que se puede manejar con las palabras "Hey Mercedes (hola mercedes)"; el Energizing coach (recomendaciones de fitness individuales basadas en un algoritmo inteligente) o un indicador de calidad de aire para megaciudades.

La berlina Clase E dispondrá de siete motorizaciones híbridas enchufables (incluidas las de la carrocería familiar Estate) y nuevos propulsores en línea.

Mercedes-Benz también acudirá al Salón internacional del automóvil de Ginebra con nuevos híbridos de la familia de los modelos compactos, así como con varias novedades de la de la mano de AMG, encargada de las versiones deportivas del fabricante germano.