EFEMadrid

El SUV más pequeño de la gama Skoda, el Kamiq, ya cuenta con una versión Scout que le proporciona una imagen más campera y que puede combinarse con los motores de gasolina TSI 1.0 de 110 CV y 1.5 de 150 CV.

El Skoda Kamiq Scout, que está a la venta desde 24.460 euros (sin descuentos), parte del acabado Ambition al que suma un mayor equipamiento.

Exteriormente se caracteriza por incorporar detalles plateados (las protecciones frontales y traseras, las carcasas de los retrovisores, los difusores, las barras y el marco de las ventanillas), pasos de rueda en negro, llantas de aleación exclusivas de 17 pulgadas (opcionalmente de 18) y faros traseros LED con intermitentes dinámicos.

En el interior el revestimiento del techo es de color negro, el salpicadero viene con un acabado "Dark Brush", los asientos llevan la tapicería especifica Scoutline, la luz interior es naranja (también puede ser blanca) y la apertura del coche y el arranque es sin llave.

Opcionalmente se ofrecen el cuadro de instrumentos digital (Virtual Cockpit), la cámara de visión trasera, la detección de angulo muerto o el portón trasero con accionamiento eléctrico, entre otros elementos.

Los dos motores gasolina con los que se comercializa el Skoda Kamiq Scout llevan de serie caja manual de seis velocidades, que se puede sustituir por la automática de doble embrague DSG de siete velocidades.