EFEMadrid

BMW sube el listón de sus modelos de elevadas prestaciones con los nuevos BMW M3 y M4 Competition, que llegarán al mercado en verano de 2021 y que están propulsados por un motor de gasolina V6 de 3.0 litros que ahora cuenta con 60 CV y 100 Nm más de par, lo que les de la una potencia final de 375 kW (510 CV).

  Según el fabricante alemán, esas elevadas prestaciones marcan un nuevo hito en el nuevo propulsor V6, ahora más ligero en su construcción y que está ligado a una caja automática M Steptronic de 8 velocidades con Drivelogic y a tracción trasera (por primera vez en los 35 años de historia del M3 se podrá sustituir opcionalmente por la tracción total M xDrive desde el verano de 2021).

 Los nuevos BMW M3 Competition (berlina para cinco personas) y BMW M4 Competition Coupé (para cuatro) aceleran de 0 a 100 km/h en 3,9 segundos y de 0 a 200 km/h en 12,5 segundos.

Recuperan de 80 a 120 km/h en 2,6 segundos (en 4ª velocidad) o en 3,4 segundos (en 5ª velocidad).

Velocidad máxima de 250 km/h que puede elevarse a 290 km/h

La velocidad máxima en ambas versiones está limitada electrónicamente a 250 km/h, pero se puede incrementar hasta los 290 km/h con el opcional M Driver’s Package, que está disponible solo con el M Race Track Package.

Para garantizar en todo momento, tanto en las distancias cortas del día a día como en los circuitos, las temperaturas óptimas de funcionamiento de todos los elementos mecánicos, ambos deportivos cuentan con un sistema de refrigeración específico que parte de tomas de aire "extremadamente" grandes en la parrilla delantera y que se basa en la experiencia acumulada en el mundo de la competición.

Los nuevos BMW M3 y M4 Competition, que se han puesto a punto junto al nuevo M4 GT3 de competición, también destacan por su rigidez torsional, eficiencia aerodinámica, bajo centro de gravedad y reparto de pesos de casi 50:50.

Amplio equipamiento deportivo de serie

En su equipamiento de serie destacan el techo de carbono, la suspensión adaptativa M, con amortiguadores controlados electrónicamente; una versión específica M para el equipo de frenos (hay dos ajustes diferentes para el tacto del pedal de freno), el nuevo control de tracción M (con diez niveles de ajuste), dirección M Servotronic o llantas de aleación ligera M de 18 pulgadas delante y de 19 pulgadas detrás.

Exteriormente, los nuevos M3 y M4 Competition se identifican por una "estética expresiva y emocional" que se basa en una imagen musculada, con una parrilla delantera con grandes riñones dispuestos verticalmente y con gran profundidad; y por tonalidades exclusivas para la carrocería (amarillo sin metalizar, rojo metalizado y verde isla de Man).

Los nuevos BMW M3 y M4 Competition crecen en tamaño

Son ligeramente más largos (122 milímetros) que sus predecesores, ya que miden 4,79 metros, con una batalla de 2,85 metros (45 milímetros más).

Además, el BMW M3 Competition es 26 milímetros más ancho (1,90 metros) y su altura es de 1,4 metros; mientras que el M4 Competition Coupé también es más ancho (en 17 milímetros, hasta los 1,88 metros) y alto (5 milímetros, hasta 1,39 metros).

En el interior sobresalen los detalles en rojo para los botones M del volante de cuero M y el arranque start/stop de la consola central, los asientos deportivos M con cuero Merino y calefactados (llevan una placa con el emblema del modelo iluminada), cuadro de instrumentación digital, sistema de navegación basado en la nube y el asistente personal inteligente BMW.

Con el sistema M Drive Profesional desarrollado para circuito el conductor puede progresar en la búsqueda de la trazada ideal y la vuelta perfecta en circuito gracias al analizador M Drift, que puntúa con entre una y cinco estrellas.

El botón M Mode permite seleccionar las respuestas y características de los sistemas de asistencia a la conducción, la información mostrada en las pantallas de la instrumentación y del Head-Up Display para ofrecer una experiencia de conducción adecuada.