EFEMadrid

Volvo ha actualizado su berlina más representativa, la S90 (que también dispone de una variante familiar V90), a la que ha modificado algunos elementos exteriores y ha dotado de motorizaciones de hibridación ligera con las que obtiene en España la etiqueta medioambiental ECO.

El fabricante sueco ha rediseñado los paragolpes delantero (cambian los antiniebla) y trasero, así como el alerón de la zaga. También la firma lumínica, de Led, y las llantas de aleación, que estrenan diseño.

 En el interior las novedades se centran en el equipo de música de alta gama, el monitor de control de la calidad del aire del habitáculo, la incorporación de USB de tipo C (reemplazan las tomas de corriente traseras de 12 V), el cargador inalámbrico para móviles y las tapicerías empleadas, entre otros elementos.

La hibridación ligera del 48V ya está disponible en los Volvo S90  y V90

Por lo que respecta a los motores, llega la hibridación ligera a los S90 y V90, después de que se introdujese el año pasado en los SUV XC90 y  XC60 de la marca.

En el caso del V90, es la primera vez que esta tecnología se monta en una variante Cross Country, cuyo enfoque es más campero que para el asfalto.

De acuerdo con las cifras de Volvo, con la hibridación ligera de 48V el consumo y las emisiones se reducen de media un 15%.