Fernando Labrador I EFEMadrid

El tercer martes de cada septiembre, la Asamblea General de la ONU inicia su periodo de sesiones y, en los días siguientes, intervienen los líderes mundiales -este año por primera vez mediante vídeo- en una ronda de discursos que fija buena parte del trabajo global de los meses posteriores.

A ese encuentro anual que se celebra desde hace 75 años en la sede de la ONU, en Nueva York, se le suele llamar "debate de alto nivel" o "debate general", aunque en realidad se trata de una sucesión de intervenciones de los mandatarios de cada país para marcar la agenda de la Asamblea, sin debate entre ellos.

¿Qué es la Asamblea General de la ONU?

Hace 75 años, al término de la Segunda Guerra Mundial, nació la Organización de las Naciones Unidas, con seis órganos principales: la Asamblea General, el Consejo de Seguridad, el Consejo Económico y Social, el Consejo de Administración Fiduciaria, la Corte Internacional de Justicia y la Secretaría.

La Asamblea General es el organismo más amplio de las Naciones Unidas y el foro de las deliberaciones multilaterales. En la Asamblea están representados los 193 Estados miembros y toma muchas de las decisiones relevantes de la organización, aunque algunas de las más críticas recaen en el Consejo de Seguridad, cuya principal responsabilidad es el mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales.

¿Por qué es importante el debate anual de líderes?

Con sus discursos en la reunión de cada septiembre, los mandatarios ponen sobre la mesa las cuestiones más urgentes y relevantes para las Naciones Unidas y sientan las bases de su trabajo anual.

Esos asuntos conformarán la tarea diplomática que se desarrollará en las seis principales comisiones de la Asamblea en los meses siguientes, labor de la que depende que puedan llegar a buen puerto los retos que los líderes plantean.

En 2020 será un asunto básico todo lo relacionado con la pandemia de coronavirus. Y, un año más, también marcarán la agenda los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), en especial por la conexión que tienen con la COVID-19, que, como ha señalado la propia ONU, ha puesto de relieve la necesidad, más si cabe, de cumplir con esos 17 retos fijados en 2015 con el horizonte en 2030.

Cuando concluya el debate de alto nivel comenzará la tarea anual para las seis comisiones en las que se subdivide la Asamblea.

La Primera Comisión se ocupa de temas de desarme y seguridad; la Segunda, de cuestiones económicas y financieras; la Tercera aborda asuntos sociales, culturales y humanitarios; la Cuarta lleva temas políticos diversos, como la descolonización; la Quinta trata asuntos administrativos y presupuestarios, y la Sexta, lo relacionado con el ámbito jurídico.

Cada una de las comisiones cuenta con representación de los 193 Estados, con un voto cada uno. Unas decisiones requieren mayoría simple y otras, cualificada de dos tercios, pero en la práctica muchas recomendaciones e instrucciones se adoptan por consenso.

Las reuniones de cada comisión pueden ser formales o informales y abiertas o privadas, por lo que el trabajo hasta llegar a las conclusiones que son sometidas a votación puede ser muy diferente para cada materia.

¿Cuándo comienza la Asamblea?

El inicio de la 75 Asamblea General es este martes, día 15, el tercero de septiembre. El martes siguiente, día 22, comenzará el denominado debate de alto nivel, con las intervenciones de los jefes de estado y de gobierno. Prácticamente todas serán por vídeo, aunque puede haber alguna excepción, como la del presidente estadounidense, Donald Trump, quien probablemente se desplace a la sede de la ONU en Nueva York.

Trump intervendrá antes que la mayoría de líderes al representar al país anfitrión, aunque será el mandatario de Brasil quien abra el debate, siguiendo la tradición que comenzó cuando este país, en las primeras reuniones de la Asamblea de la ONU, se ofreció a ofrecer el primer discurso en un momento en que otros no querían ser los primeros en intervenir.

Así, junto a Brasil y EEUU, muchos de los Estados con más peso político fijarán sus posturas el primer día: tras Jair Bolsonaro y Donald Trump, participarán el día 22 el chino Xi Jinping, el ruso Vladímir Putin, el francés Emmanuel Macron, el turco Recep Tayyip Erdogan, el cubano Miguel Díaz-Canel y el iraní Hasan Rohaní, entre otros.

Las intervenciones de los líderes continuarán hasta el día 29 y, el día siguiente, el martes 30, se celebrará la Cumbre de la Biodiversidad. También están previstas otras reuniones de alto nivel para iniciar el curso: una para conmemorar el 75 aniversario de la organización, el lunes 21; sobre Mujeres, el 1 de octubre, y otra sobre la eliminación de armas nucleares, el 2 de octubre.

¿Afectará el coronavirus al debate de este año en la Asamblea?

La pandemia condicionará la participación anual de los dirigentes no solo porque por primera vez intervendrán a distancia, con discursos en vídeo, sino también por ser una cuestión prioritaria y global que centrará el contenido de las propuestas, tanto en el aspecto sanitario - y, en especial, lo referido al papel de la Organización Mundial de la Salud (OMS)- como en sus derivadas económicas, políticas, sociales y culturales.

De hecho, el lema elegido para esta sesión es “El futuro que queremos, las Naciones Unidas que necesitamos: reafirmamos nuestro compromiso colectivo con el multilateralismo. Enfrentar la COVID-19 mediante una acción multilateral eficaz".

El político turco Volkan Bozkir, presidente de la 75ª sesión de la Asamblea, ha indicado que él eligió personalmente la segunda frase del lema, con el añadido sobre la nueva enfermedad, para dejar claro que la pandemia va a marcar el trabajo de las Naciones Unidas.

La Asamblea General de la ONU, ¿se ha celebrado todos los años? 

El debate de los líderes mundiales se ha celebrado siempre desde 1946, cuando comenzaron las sesiones anuales de la Asamblea. Nunca ha habido cancelación. Las alocuciones pregrabadas en vídeo en 2020 suponen un cambio de formato, pero se mantiene la continuidad.

Tan solo ha habido en ocasiones algunos aplazamientos de fechas, pero los debates generales se desarrollaron más adelante. Los dos retrasos más destacados ocurrieron en 1964 y en 2001.

La apertura de la 19 sesión, en 1964, se demoró varios meses debido a discusiones entre los bloques de países, en la época de la Guerra Fría. La Unión Soviética tenía pendiente el pago de unas operaciones de mantenimiento de la paz en el Congo y la controversia se prolongó varios meses, hasta que finalmente comenzó el debate general el 3 de diciembre.

El inicio de la reunión de la Asamblea de Naciones Unidas fue postergado también en 2001 debido a los atentados del 11 de septiembre. El ataque a las Torres Gemelas ocurrió unos días antes del comienzo de la 56 sesión de la Asamblea, lo que motivó su aplazamiento. El debate se celebró ese año entre el 10 y el 16 de noviembre.

Fuentes:

Entrevista de Noticias ONU con el diplomático Volkan Bozkir publicada el 14 de septiembre.

Web de la ONU.

Biblioteca digital de las Naciones Unidas.

“Trump, Putin y Xi intervendrán en la primera jornada de la Asamblea de la ONU”, EFE, 2 de septiembre de 2020.

 “Los líderes mundiales no irán a Asamblea de la ONU y participarán con videos”, EFE, 23 de julio de 2020.

“1964 at the U.N.: A Dispute With the Soviets and a Che Guevara Sighting”, The New York Times, 25 de septiembre de 2014.

Listado de fechas de los debates generales de la Asamblea. Biblioteca digital de las Naciones Unidas.