EFEMadrid

Bibiana Fernández ha hecho suya la canción de María Isabel, "Antes muerta que sencilla", y con la mejor de sus sonrisas ha ido comprar a un centro de alimentación como si fuera a desfilar por una alfombra roja, con un maravilloso vestido de Azzaro.

"Hoy voy a súper, me falta verde un poco de carne, voy así, pero con guantes, eso si largos bromas a parte" #yomequedoencasa #paciencia #salud feliz día a todos", ha escrito la actriz en su Instagram.

Ir a un establecimiento de alimentación se ha convertido en el evento del día para la actriz, que vestida con un icónico vestido de Azzaro blanco y escote en pedrería, una cazadora de pelo negro de manga francesa y guantes negros hasta el codo se ha presentado en un conocido supermercado y ha posado divertida y sonriente con dos piñas en la mano.

Bibiana Fernández se define como un ser social por naturaleza, añora la compañía de sus amigos a los que recuerda constantemente con imágenes en sus redes sociales. En sus mensajes, casi diarios, reconoce que echa de menos la playa y el sol.

Hasta hace pocas semanas, se encontraba de gira con la obra "La última Tourné", una comedia de Felix Sabroso, en la que compartía cartel con Manuel Bandera, Alaska y Mario Vaquerizo, pero ahora recluida en su casa con sus perros anima a sus seguidores a quedarse en casa.

La actriz vive atenta a las colecciones de grandes diseñadores y a las tendencias. Gran consumidora de moda, presta una atención especial a los bolsos, tanto que, como reconoció en la última edición de "Maestros de la Costura, era "incapaz" de decir cuántos acumula en su armario y aseguró que en moda "no se gasta, se invierte".