EFEMadrid

El plan "Cruz Roja responde", enfocado al reparto de kits de alimentación infantil entre familias necesitadas durante la crisis del coronavirus, recibirá próximamente los 25.100 euros recaudados en la subasta de un traje de luces del diestro José Tomás, organizada por el proyecto "De la arena al cesped".

Esta subasta, alentada por la productora de televisión Kroma Quite On, tenía como objeto estrella ese vestido lila y oro, con bordados de lunas, que el torero madrileño lució en Valencia en julio de 2011, en la corrida de su reaparición en los ruedos tras la cornada sufrida en Aguascalientes (México) que le tuvo al borde de la muerte.

"De la arena al cesped", que finalizó el pasado domingo, ha sido una iniciativa por la que varios personajes del deporte y la cultura han donado objetos para ser subastados a través de Ebay con el objeto de recabar fondos para el citado plan de Cruz Roja, destinado a grupos de niños en situación precaria y con dificultades de acceso a una alimentación normalizada.

El objeto estrella de la subasta era este señalado traje de luces de José Tomás, cuyo valor se tasó, en principio, en 16.750 euros y que ha sido finalmente por el que más han pujado los donantes, hasta sumar más del ochenta por ciento del los 30.777 euros recaudados.

Entre los otros objetos subastados destacaban también un guión de la película "Dolor y gloria" firmado por su director, Pedro Almodóvar, que ha llegado a los 500 euros, y una guitarra acústica del cantautor David de María, que ha alcanzado los 1.100.

Además, junto a otras muchas piezas del mundo del deporte, se ofrecía una camiseta del futblista Cesc Fábregas (290 euros) y los cromos rubricados por jugadores retirados como Vicente del Bosque y José Antonio Camacho, al alcance de economías más modestas.

En cuanto a las piezas taurinas, en la subasta figuraba la muleta con la que Paco Ureña triunfó el año pasado en la feria de Bilbao (700 euros), un estoque simulado de Miguel Abellán (202 euros) y otro vestido de José María Manzanares, valorado en 5.500 euros pero por el que nadie ha terminado pujando.