EFEMadrid

Hacía tres años que el paseo de la Ermita de San Isidro no recibía a los políticos, que han venido engalanados de chulapos, y este año, sin que el coronavirus sea el protagonista, han acudido a la Pradera, donde han mostrado con efusividad su apoyo a Chanel en Eurovisión y volver a las verbenas.

Todos los dirigentes han celebrado la vuelta a la pradera tras la pandemia, el primero de ellos el alcalde, José Luis Martínez-Almeida, que en su intervención en la entrega de Medallas de Honor y de Madrid ha recordado que ese fue deseo en su discurso de 2021. Un año después se ha hecho realidad y “por fin este año nos vemos todos en la pradera -ha dicho-”.

Es un “día de alegría, de encuentro, de hacer un paréntesis en este clima de crispación política”, ha valorado Alejandra Jacinto, al tiempo que ha asegurado que en Unidas Podemos están “muy contentas de poder celebrar” este día.

Del éxito de Chanel en Eurovisión, que quedó tercera tras obtener anoche el mejor resultado español desde 1995, la portavoz de Vox en la Asamblea de Madrid, Rocío Monasterio, ha celebrado que "una hispanocubana haya dejado tan bien a España, estamos muy orgullosos de ella. Es que las hispanocubanas son especiales", ha ironizado refiriéndose a sí misma, ya que ella también es de origen cubano.

Acto seguido ha acudido la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, quien ha disfrutado de su primer San Isidro en Madrid y ha arropado a las portavoces de Unidas Podemos en la Asamblea de Madrid, Carolina Alonso y Alejandra Jacinto, quienes también han acudido de chulapas.

"Presidenta, presidenta, presidenta", ha gritado una marabunta de gente que ha arropado a YolandaDíaz frente a la ermita del Santo.

Las dirigentes de Podemos han aprovechado para recordar que se cumplen once años del movimiento 15M y que "muchas de las preguntas que se formularon entonces siguen sin ser respondidas", y ha señalado como temas pendientes la desigualdad "y la sensación de injusticia", en palabras de Díaz, quien, además, ha celebrado la "sororidad" de las mujeres que han celebrado el éxito de Chanel, a pesar de que apoyasen a Rigoberta Bandini o Tanxugueiras.

Agarradas del brazo y también de chulapas, han ido a la pradera las líder de Más Madrid, Mónica García y Rita Maestre, quienes han aseverado que "es un gusto estar aquí otra vez" porque es el día "perfecto para ser y sentirse madrileño".

"Hoy es día de doble celebración después de ver el resultado de ayer de Chanel", ha clamado efusiva García, quien ha considerado a Chanel una "pedazo de artista".

La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, también ha ido en dupla a la pradera, acompañada y conjuntada de chulapa con su madre, y ha asegurado que había "muchas ganas de verbena", después de dos años muy duros; "es una alegría poder volver a sentarse en el césped con tu familia y tus amigos".

Por su parte, la portavoz socialista, Mar Espinar, ataviada con parpusa y chaleco, ha celebrado poder ver las caras de los vecinos en la pradera y ha animado a los madrileños a disfrutar con precaución de las festividades, en tanto que “el virus sigue ahí”, al tiempo se ha mostrado feliz por “poder estar con los madrileños” de nuevo y compartir “cervezas” y “panceta".

También con parpusa, ha acudido el portavoz de Vox en el Consistorio, Javier Ortega Smith, quien ha defendido la "batalla" de su partido por defender la cultura y, qué mejor día que hoy, para "comer rosquillas y tomar una limonada en la pradera venerando al santo".

Una de las personalidades de Madrid que no se ha dejado ver por la pradera ha sido la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, quien no ha acudido a esta zona de celebración, cercana a la ermita. Algunos curiosos preguntaban a los periodistas "¿Y Ayuso cuándo viene?".

Ana Márquez