EFEGumiel de Mercado (Burgos)

El actor José Coronado se ha mostrado convencido de que el mundo de la cultura va recuperando poco a poco la normalidad, por lo que ahora hay que centrar los esfuerzos en transmitir a la gente que es un ámbito seguro del que hay que disfrutar.

"Hace falta concienciar a la gente que, de verdad, la cultura es segura, los protocolos funcionan, no ha habido casos (de coronavirus) en cines ni en eventos teatrales y animar a que apoyen al sector y disfruten. Porque creo que una vida sin cultura es muy triste", ha subrayado el artista.

Coronado, quien ha visitado la Ribera del Duero para recibir su nombramiento como integrante de La Membresía de la Tenada, de Bodegas Valduero, ha reconocido que él es un privilegiado ya que, salvo en los meses de confinamiento estricto, no ha parado de trabajar debido a la mayor demanda de productos audiovisuales de la población.

No obstante, ha puntualizado que la industria sigue sufriendo mucho y ha recordado que apenas un 8 % de los actores en España puede vivir en exclusiva de la profesión. "El resto tiene que buscarse complementos. Yo soy uno de los privilegiados que no tienen que hacer otras cosas", ha explicado.

El protagonista de 'El inocente', serie que ha cosechado el éxito desde Netflix, se ha referido también al momento general que se vive en torno a la crisis sanitaria de la covid y ha incidido en que poco a poco se va volviendo a la normalidad: "Hemos salido del oscurantismo en el que vivíamos hace seis u ocho meses".

Para él, el secreto para llegar a esta situación han sido las vacunas y ha augurado que, en las próximas semanas, se van a dar pasos de "gigante" en la vuelta a la normalidad.

Coronado ha recordado que, de forma involuntaria, se convirtió en defensor de las vacunas cuando fue, precisamente, a ponérsela. En este sentido, ha señalado que lo único que ha hecho en todo momento ha sido aplicar el sentido común.