EFEMadrid

La actriz Juana Acosta, que acaparó todas las miradas del photocall durante la presentación del cortometraje de celebración del 150 aniversario de Moët Imperial, confesó que se encuentra en una etapa muy feliz personal y profesionalmente, y que pasará las Navidades en su Colombia natal.

La intérprete se ha mostrado amable y sonriente, acaparando, junto a su compañero de profesión Álex González, la atención de los focos y las cámaras que aguardaban su llegada al Hotel Relais Châteaux Orfila.

En el emblemático hotel de estética parisina ambos han asistido a una cena elaborada por el chef dos estrellas Michelín Mario Sandoval con motivo de la prémiere del cortometraje con el que la conocida bodega francesa quiere celebrar el 150 aniversario de su icónico Moët Imperial, que los dos intérpretes protagonizan.

“Alex es un amigo al que tengo mucho cariño, aún no hemos tenido la oportunidad de trabajar juntos, aunque estamos cruzando los dedos para que un proyecto que tenemos vea la luz en 2020”, confiesa la intérprete.

Además, en esta cita con una de las firmas más conocidas de champán francés han estado también presentes otros conocidos rostros, como los de la también actriz Dafne Fernández y el modelo y actor Juan Betancourt, participantes también del cortometraje que la “maison” de champán ha creado para celebrar su aniversario.

Enfundada en un vestido de terciopelo negro de tirantes brillantes, la colombiana ha reconocido que le gusta la época navideña, y que procura “tener siempre champán para brindar en los momentos especiales”.

“Estoy en una etapa muy bonita, tanto personal como profesionalmente” ha compartido Acosta. Y es que, no es para menos; se encuentra terminando de rodar una serie de televisión sobre la adaptación de una novela de María Dueñas para la plataforma Amazon, una producción que ha “significado mucho para mi, puesto que hay muchos actores de Colombia en ella, he disfrutado mucho y ha sido un reto”, reflexiona.

Además, comenzará otra nueva serie para Netflix “enminentemente”, para después incorporarse en una película de Inmanol Uribe, que se rodará entre Navarra y Colombia, “concretamente en Cali, que es donde nací”, explica.

Proyectos en los que también tiene lugar en la gran pantalla: “he rodado recientemente dos películas, ‘El Inconveniente’, con Sevilla como escenario, y ‘Las consecuencias’, que rodamos entre Canarias y Valencia.

“Por suerte siempre he sabido organizarme bien” cuenta entre risas, asegurando que en su ajetreada agenda también hay tiempo para “descansar después de este año tan intenso”, en unos días de retiro durante Navidades.

“Iré en Navidad y Año Nuevo a Colombia con mi hija, donde me reuniré con toda mi familia”, explica.

Un año repleto de viajes y de rodajes, en los que la actriz se reencuentra con sus raíces en una etapa de felicidad y mucho trabajo.