EFECiudad de México

Los sabores, olores y texturas de la cocina española se han arraigado en México para establecerse entre los platillos preferidos de los mexicanos a través de una decena de restaurantes que este viernes recibieron un reconocimiento por la fidelidad de sus productos para replicar en el país la gastronomía ibérica.

“Traemos un cachito (pedacito) de España, de nuestra tierra. Yo soy del País Vasco, de San Sebastián, (traemos parte) de nuestra cultura, lo traemos aquí a México y lo hacemos llegar a nuestros clientes”, dijo a Efe Arantxa de Saracho, chef del restaurante Guria.

El suyo, junto con otros nueve restaurantes, recibieron este viernes por parte del embajador de España en México, Juan López Dóriga, el sello de calidad "Restaurants from Spain".

Este certificado distingue a aquellos establecimientos que fuera de España ofrecen a sus comensales no solo productos hechos en España, sino también auténtica cocina española de calidad, con una imagen única y diferenciada.

“Son nuestros embajadores, (...) traen un trocito de nuestra fantástica gastronomía, de nuestra tradición, de nuestra innovación, de nuestros productos, de nuestro modo de vida, de nuestro estilo”, precisó en el evento María Peña, consejera delegada del ICEX (Instituto de Comercio Exterior) de España.

La iniciativa, que surgió en 2019, ha certificado hasta ahora a más de 120 restaurantes en el mundo y este año decidió por primera vez hacerlo en México, en donde reconocieron a 10 restaurantes y a sus chefs.

“Es un homenaje, reconociendo esa magnífica labor”, aseveró.

FUSIÓN DE CULTURAS Y HERMANDAD

Álvaro Crespo, cuyos restaurantes Catorze y Castizo recibieron los certificados, dijo que traer a México los sabores de España ha sido “más fácil de lo que pensaba”, pues reconoció que el paladar mexicano “se adapta muy bien a la cocina española, les gusta mucho”.

Señaló que “la conexión de cultura entre México y España es muy fuerte” y la cocina ha sido una manera no solo de fusionar sino de intercambiar sabores, olores y texturas, con las que los chefs se han dispuesto a jugar.

“A los cocineros nos gusta mucho jugar con los sabores, las texturas, las recetas y sin perder la esencia, adaptándonos un poquito”, precisó.

Pedro Martín, chef del restaurante Bulla, destacó que pese a la esencia de España que intentan mantener estos establecimientos, lo cierto es que siempre buscan “compartir" su "cultura con la de México”.

Señaló que la fusión entre cocinas es inevitable dado que, si bien conservan ingredientes 100 % españoles, hay productos que son mexicanos que aportan y que no quitan esa esencia ibérica.

“Hay una parte muy grande que viene de España, pero hay otra que viene de México: pescado fresco, carne, verdura, eso no es España, eso es la tierra mexicana, el campo mexicano, creo que existe por naturaleza (esa fusión)”, resaltó.

Por su parte, Alberto Flores, chef del bar de tapas Jaleo, señaló que el principal objetivo es traer lo mejor de España a México “que no extrañen, que se sientan como en casa”.

Y refirió la hermandad que existe entre ambas naciones pues, dijo, “somos hermanos” y lo que se busca es conjugar esos sabores y texturas de ambas cocinas para llevarlas al paladar de los mexicanos.

Finalmente, el embajador de España en México, Juan López Dóriga, exaltó el orgullo de tener en el país restaurantes tan importantes “que sean tan buenos, que compitan en un país con una tradición culinaria tan fuerte como la mexicana y, además, que muchos de ellos sean mis amigos”.

Ajo Blanco, Bulla, Castizo, Catorze, Ekilore, Emilio, Guria, Jaleo, Lur Bistrot y Puerto Getaria son los 10 restaurantes que recibieron este viernes los certificados.