EFERincón de la Victoria (Málaga)

La reina Sofía se ha convertido este sábado, Día Internacional de la Limpieza de Playas, en una voluntaria más y ha participado en la limpieza de residuos en la playa de Rincón de la Victoria (Málaga) para luchar contra la basuraleza, la basura en la naturaleza.

Pasados unos minutos de la una del mediodía, doña Sofía ha llegado a esta localidad malagueña, vestida con ropa cómoda y protegida con la preceptiva mascarilla, entre el asombro de los bañistas que disfrutaban de un día de playa y que desconocían la celebración de este acto.

Doña Sofía no ha llegado a mojarse en las aguas del Mediterráneo, pero sí se ha dado un baño de afecto, entre vivas a España y a la reina y los gritos de "guapa" que le han dedicado algunos de los bañistas presentes.

A su llegada, responsables de la campaña “1 metro cuadrado por las playas y los mares” del Proyecto LIBERA, de SEO/Birdlife y Ecoembes, le han explicado la dinámica de la iniciativa y le han aplicado el protocolo sanitario, al proporcionarle gel para las manos y facilitarle unos guantes.

A continuación, portando dos bolsas de distintos colores para clasificar los residuos, doña Sofía ha recorrido la playa y se ha ido agachando para recoger las basuras que encontraba a su paso y depositarlas en las bolsas.

Uno de sus acompañantes en la recogida ha sido Óscar Martín, consejero delegado de Ecoembes, quien tras el acto ha resaltado a Efe que, "una vez más, la reina ha mostrado mucho interés y preocupación por la cantidad de basura que nos devuelve el mar".

Según Martín, doña Sofía ha expresado su "enorme preocupación por acabar con este problema" y por la aparición entre los residuos "en los últimos tiempos de mascarillas y de guantes, y también de toallitas".

 Este responsable de Ecoembes ha recordado que es la tercera vez consecutiva que la reina participa en la recogida de basura para "evidenciar que tenemos un gravísimo problema", ya que "el 80 por ciento de lo que nos devuelve el mar viene de lo que tiramos en tierra".

También ha participado en el acto Nieves Rey, directora de Comunicación de Ecoembes, que ha señalado a Efe que la reina se ha mostrado "tremendamente consciente del problema, quiere ser parte de la solución, dar ejemplo como una voluntaria más y que cuidemos las playas para que el ecosistema esté lo mejor posible".

Al final del recorrido, doña Sofía ha conocido además la aplicación para móviles Marnoba, que indica los residuos recogidos, y se ha interesado por el curioso origen de las redes que utilizan los buzos para recolectar las basuras en los fondos marinos.

"Son redes de pesca ya en desuso que son recicladas por un grupo de mujeres rederas que estaban en el desempleo. Les hemos dado un empleo y se está recuperando un oficio artesanal que se estaba perdiendo, el de las rederas. Con las redes que antes pescaban peces ahora se pescan residuos", ha explicado a Efe Antonio Márquez, coordinador de la Red de Vigilantes Marinos.