EFEMoscú

El presidente de Bielorrusia, Alexandr Lukashenko, denunció hoy la presencia de "más de 30.000" soldados, equipamiento militar y armas de Polonia y los países Bálticos cerca de la frontera bielorrusia, además de un contingente cada vez mayor de Ucrania en el sur, según la agencia oficial, BELTA.

El mandatario, sin precisar a qué países Bálticos se refiere, dijo esto en una reunión sobre posibles ejercicios militares conjuntos entre las Fuerzas Armadas de Bielorrusia y Rusia en 2022, los cuales, añadió, deben ser "sólidos en el oeste y el sur"

Lukashenko señaló además que Polonia se dirigió a la OTAN con "una solicitud para desplegar un sistema de apoyo logístico y técnico en esta región".

"Como miliares nos hacemos inmediatamente la pregunta: ¿por qué?", afirmó.

Sostuvo además que en el territorio de Polonia y los estados Bálticos hay, de forma rotatoria, entre 8.000 y 10.000 militares de EEUU.

"¿Qué están haciendo allí los estadounidenses? ¿Qué estáis haciendo allí?" se dirigió el mandatario a EEUU.

Lukashenko dijo asimismo que la situación en la frontera sur también es alarmante, al afirmar que "Ucrania continúa reforzando sus fuerzas, concentrando unidades de 'nacionalistas radicales' de la Guardia Nacional".

"Esto es incluso peor que el personal de la OTAN. Y todo esto ocurre en la vecindad inmediata de la frontera estatal de nuestro país. Todo bajo el disfraz de la lucha contra los migrantes", sostuvo.

En noviembre pasado, en plena crisis migratoria entre Bielorrusia y la Unión Europea (UE), Ucrania envió 8.500 efectivos de la guardia fronteriza, la guardia nacional y la policía a la frontera con el país vecino para evitar la entrada de migrantes irregulares.

"Los inmigrantes no llegarán allí ni en su peor pesadilla. No van allí y no van a ir a Ucrania, lo sabemos muy bien. La gente está huyendo de Ucrania (...)", afirmó Lukashenko.

A su vez, el ministro de Defensa de Bielorrusia, Víktor Jrenin, aununció en que febrero próximo tendrán lugar unos ejercicios militares conjuntos con Rusia.

"Precise la fecha exacta, comuníquela, para que no nos reprochen que estamos desplegando tropas de improviso", dijo el presidente bielorruso al titular de Defensa.