EFEParís

Los diputados franceses votaron esta noche en primera lectura, por 103 votos contra 26 y 7 abstenciones, las modalidades de inscripción del estado de urgencia en la Constitución.

Este artículo es el primero del proyecto de revisión constitucional de "protección de la nación" anunciado por el presidente francés, François Hollande, el pasado 16 de noviembre, tres días después de la más sangrienta oleada de atentados perpetrados en París.

Defendido por el Gobierno socialista, en presencia de su primer ministro, Manuel Valls, el artículo fue adoptado con la oposición entre otros de ocho miembros del grupo socialista, seis ecologistas, seis del principal partido de derechas, Los Republicanos, y tres del izquierdista Front de gauche.

Previamente, la Cámara Baja examinó 220 enmiendas y adoptó entre otras la que limita la prorroga del estado de urgencia a cuatro meses, con el voto favorable de 79 votos y el contrario de tres.

Asimismo, rechazó a mano alzada una propuesta de la ecologista Cécile Duflot para limitar eventuales abusos, según informó Le Monde.

El texto prevé dos posibilidades para que el estado de urgencia pueda ser decretado en el Consejo de Ministros, "en caso de peligro inminente resultante de atentados graves al orden público" o "en caso de calamidad pública".

Según Valls, que pidió para este proyecto de ley una "unidad total", el "régimen constitucional" relativo al estado de urgencia enmarcará "estrictamente los motivos de su puesta en marcha y su prolongación".

La adopción del segundo y último artículo de la reforma promete ser más polémica, por estar destinada a incluir en la Ley fundamental el principio de la pérdida de la nacionalidad en caso de condena por terrorismo.

El proyecto de ley comenzó a ser examinado el pasado viernes y los debates continuarán este martes.

Está previsto que el voto solemne del conjunto de la reforma se celebre el próximo miércoles.