EFEBruselas

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, volvió a manifestar el “fuerte apoyo” de la Alianza Atlántica a Ucrania durante una conversación telefónica con el presidente de ese país, Volodímir Zelenski, y aseguró que no comprometerá ante Rusia “principios clave”.

“Hablé con el presidente Zelenski para expresar el fuerte apoyo de la OTAN a Ucrania frente a la amenaza rusa”, indicó Stoltenberg en un mensaje a través de su perfil en Twitter.

El político noruego insistió en que los aliados “piden a Rusia rebajar la tensión inmediatamente”, y recordó que, como anunció el martes en Berlín, están dispuestos a “implicarse en más diálogo con Rusia”, pero sin “comprometer principios clave” para la organización.

Por su parte, a través de la misma red social, Zelenski subrayó que en la conversación con Stoltenberg intercambiaron información y puntos de vista sobre “los esfuerzos necesarios para la estabilidad en Europa”.

Igualmente, según Zelenski, abordaron los preparativos para la próxima cumbre de la OTAN en Madrid en junio y una “posible participación” de Ucrania en ella.

“¡La política de puertas abiertas permanece invariable!”, dijo sobre la iniciativa de la OTAN de seguir incorporando miembros a la organización.

La semana pasada Rusia participó en diferentes reuniones bilaterales con Estados Unidos, pero también con la OTAN o la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), a fin de tratar el refuerzo militar que lleva a cabo junto a Ucrania.

Moscú ha pedido a la OTAN, en concreto, que renuncie a cualquier pretensión de continuar expandiéndose cerca de sus fronteras, mientras que la Alianza ha dejado claro que eso es un principio básico para la organización al que no va a renunciar.

Tras un encuentro con el canciller alemán, Olaf Scholz, Stoltenberg anunció ayer, martes, el envío de invitaciones a representantes de Rusia y de los países aliados para mantener encuentros que sirvan para "mejorar las líneas de comunicación".

La Alianza ha insistido en que cualquier nueva agresión militar de Rusia contra Ucrania conllevará un “alto coste” para Moscú. EFE

rja/jug/fpa