EFEBruselas

La Unión Europea deploró esta noche la decisión de las autoridades rusas de prohibir la entrada en Rusia a un "número indeterminado" de representantes de Estados miembros e instituciones de la UE.

Esta decisión "anunciada el viernes" por Moscú "carece de toda justificación legal y transparencia y encontrará una respuesta adecuada", dijo el portavoz del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE), Peter Stano, en un comunicado.

Con ella, añadió Stano, "Rusia sigue alimentando un clima de tensiones en Europa en lugar de contribuir a la desescalada".

La declaración del portavoz de Exteriores de la Comisión Europea se produce tras "unas restricciones de viaje contra representantes de las instituciones de la UE y de los Estados miembros de la UE", que no precisó.

Esta decisión de Moscú se produce mientras europeos y aliados intensifican los esfuerzos diplomáticos para rebajar la tensión entre Rusia y Ucrania y evitar una posible invasión rusa.

"Es el momento de la diplomacia", dijo este viernes desde su viaje oficial a Nairobi el alto representante de la UE para la Política Exterior, Josep Borrell, al insistir en "buscar el diálogo o algo que pueda evitar un conflicto militar".

La UE y EE.UU. respondieron este viernes a las amenazas de Rusia en las fronteras de Ucrania reforzando su alianza energética para garantizar un suministro "continuo, suficiente y oportuno" de gas al bloque comunitario en caso de una crisis como un eventual ataque de Moscú a Kiev.

La Casa Blanca afirmó este viernes que sigue sin ver "señales" de que Rusia esté en el proceso de rebajar las tensiones en torno a Ucrania e insistió en que la diplomacia solo puede producirse en el contexto de una desescalada sobre el terreno.

Por su parte, Ucrania pidió calma ante unas tensiones con Rusia en la frontera que provocan cada vez más inquietud en Occidente y aseguró que la situación es comparable a la escalada militar protagonizada por Moscú en abril de 2021.