EFEJerusalén

Grupos de ciudadanos árabes y judíos de Israel se enfrentaron hoy en distintas partes del país, incluyendo linchamientos en dos ciudades y profundizando aún más la violencia entre palestinos e israelíes, que de Jerusalén saltó a una peligrosa escalada en la Franja de Gaza.

Las imágenes de dos linchamientos, uno en Bat Yam y otro en Acre, recorrieron las redes sociales, en el primer caso un árabe y en el segundo un judío, siendo atacados por un grupo. Ambas víctimas se encontrarían en estado grave.

"Nada justifica el linchamiento de judíos por parte de árabes y nada justifica el linchamiento de árabes por parte de judíos", dijo hoy el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, sobre los incidentes.

Grupos de judíos y de árabes israelíes (autóctonos o descendientes que se quedaron tras la creación del Estado de Israel en 1948 y que tienen una fuerte identidad palestina) se enfrentaron entre sí y con las fuerzas de seguridad, y hasta el momento más de 370 han sido arrestados en distintas partes del país.

Los incidentes tuvieron lugar en ciudades donde viven miembros de ambas comunidades, incluyendo Bat Yam, Acre, Lod, Tiberias y Jaffa, entre otras.

Un portavoz de la Policía informó de que decenas de personas resultaron heridas durante los disturbios, incluyendo 36 miembros de las fuerzas de seguridad.

El presidente israelí, Reuvén Rivlin, describió los incidentes como "una guerra civil sin razón", y pidió a las autoridades locales y religiosas que intervinieran para detener la violencia.

Los enfrentamientos de hoy comenzaron en la noche del lunes, durante manifestaciones de árabes israelíes en rechazo, entre otras cosas, a la represión policial israelí en Jerusalén Este, algo que también motivó el comienzo del lanzamiento de cohetes desde la Franja de Gaza.

Desde ese día, las protestas y enfrentamientos entre judíos y árabes no han hecho más que empeorar, al igual que el intercambio de fuego entre el Ejército israelí y las milicias palestinas en Gaza, que ha dejado hasta el momento un saldo de 65 palestinos y 7 israelíes muertos.