EFENairobi

Los países ACP (África, Caribe, Pacífico) esperan acabar "en los próximos meses" las negociaciones de un nuevo acuerdo con la Unión europea (UE) que regule las relaciones entre ambos bloques, afirmó hoy el presidente de Kenia, Uhuru Kenyatta.

"Esperamos que las negociaciones concluyan en los próximos meses (...) sobre la base de una prosperidad común y el desarrollo sostenible para todos", subrayó Kenyatta, cuyo país ejerce desde este lunes la presidencia del bloque para los próximos tres años.

Se trata de una predicción más optimista que la manejada por la UE, que apunta a finales de 2020 como meta para cerrar el acuerdo.

El presidente keniano hizo esas declaraciones en una rueda de prensa tras clausurar la IX Cumbre de Jefes de Estado y Gobierno de los ACP, grupo formado por 79 países, que empezó ayer lunes en el Centro Internacional de Convenciones Kenyatta de Nairobi.

"ESTAMOS BUSCANDO ASOCIACIÓN, NO DEPENDENCIA"

Al ser preguntado sobre la marcha de las negociaciones, el mandatario respondió que el bloque busca "un acuerdo que garantice una situación en la que ganemos todos".

"Lo que estamos buscando es asociación, no dependencia", matizó Kenyatta, y agregó que las partes tienen que analizar "aspectos sociales y desarrollo" y cuestiones como "el cambio climático, que afecta la capacidad de las naciones para crecer".

Uno de los asuntos que ha dominado la cumbre, a la que asistieron cerca de una veintena de jefes de Estado y Gobierno, es la actual negociación para reemplazar al Acuerdo de Cotonú, firmado en 2000 en esa ciudad de Benín y que rige la relación entre los ACP y la UE.

El acuerdo, que afecta a la UE y 78 países de ACP (Cuba no lo ha suscrito), expira el próximo 20 de febrero y los negociadores de ambas partes redoblan esfuerzos para lograr un pacto post-Cotonú.

La asociación UE-ACP, que se ha centrado hasta ahora en la erradicación de la pobreza y el desarrollo sostenible inclusivo de los países de los dos bloques, abarca tres áreas de actuación: la cooperación al desarrollo, el comercio y el diálogo político.

LA ASOCIACIÓN UE-ACP, MÁS DE 1.500 MILLONES DE PERSONAS

Además, los países de la UE y del grupo ACP, que representan más de la mitad de los miembros de las Naciones Unidas y más de 1.500 millones de personas, conforman "la organización formal transcontinental más grande del mundo", como enfatizó Kenyatta.

Esa futura asociación ocupa un lugar prominente en la llamada "Declaración de Nairobi", que compendia las deliberaciones de la cumbre y resultó aprobada por los APC.

En el documento, los países de África, Caribe y Pacífico avalan la negociación en curso para alcanzar un convenio post-Cotonú que, en su opinión, "debe preservar el acervo de acuerdos pasados, especialmente la financiación al desarrollo a través del Fondo de Desarrollo Europeo, manteniendo su predictibilidad".

La nueva comisaria europea de Asociaciones Internacionales, Jutta Urpilainen, jefa negociadora de la UE en este proceso, asistió ayer a la cumbre e incidió en que el nuevo pacto debe ser "flexible" y "equitativo" en base a "valores comunes".

"Estamos trabajando duro. Estamos intentando tenerlo listo (el nuevo acuerdo) a finales del año próximo", declaró a Efe Urpilainen.

Ese proceso negociador se ha enmarcado en una decidida defensa de la política multilateral esgrimida por los ACP y la UE durante la cumbre, que llevaba por título "Un ACP transformado: comprometidos con el multilateralismo".

"El sistema del multilateralismo ha sido seriamente desafiado", aseveró hoy Kenyatta, en una velada referencia al unilateralismo que promueve el Gobierno del estadounidense Donald Trump.

MANTENER EL IMPULSO POLÍTICO EN LA COP25

También ha copado la agenda de los ACP en la capital keniana la crisis climática, que consideran una "amenaza existencial" y que ha provocado graves desastres naturales en muchos países del bloque.

En la "Declaración de Nairobi", esos países reafirmaron hoy su compromiso para "mantener el impulso político" en la cumbre del clima (COP25) de Madrid a fin de terminar "el gran trabajo necesario para la aplicación completa del Acuerdo de París", que establece medidas para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

En la capital de Kenia, los ACP también decidieron que la X Cumbre de jefes de Estado y Gobierno del grupo tendrá lugar en 2022 en la capital de Angola, Luanda, en una fecha aún por determinar.

El bloque ACP es una organización creada en 1975 en virtud del Acuerdo de Georgetown que persigue, entre otros objetivos, el desarrollo sostenible de sus Estados miembros y su integración gradual en la economía internacional.

Pedro Alonso