EFEBruselas

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, transmitió este miércoles al primer ministro palestino, Mohammad Shtayyeh, el compromiso de la Unión Europea con la solución de dos Estados para resolver el conflicto entre su país e Israel.

"Nos centramos en el apoyo europeo a los esfuerzos palestinos de construcción de Estado y el contexto regional. Reafirmé el compromiso de la UE con la solución de dos Estados", dijo Michel en su cuenta de Twitter tras el encuentro con Shtayyeh.

También el alto representante de la Unión Europea para la Política Exterior, Josep Borrell, aprovechó la presencia de Shtayyeh en Bruselas para reiterarle su apoyo a una resolución del conflicto basada en la solución de dos Estados y la necesidad de "relanzar negociaciones significativas para revivir el proceso de paz lo antes posible", informó el Servicio Europeo de Acción Exterior en un comunicado.

Borrell y el primer ministro palestino hablaron también sobre la situación sobre el terreno, incluida la preocupación de la UE por la continua expansión de los asentamientos, las demoliciones y los desalojos, así como la grave situación humanitaria en Gaza.

El político español destacó la necesidad "de que las facciones palestinas reanuden los esfuerzos serios hacia la reconciliación intrapalestina y fijen una nueva fecha para las elecciones nacionales pospuestas".

La UE, recordó Borrell, seguirá apoyando a las organizaciones de la sociedad civil que contribuyen a los esfuerzos de paz y a la creación de confianza entre israelíes y palestinos y consideró que la posible inclusión de seis organizaciones palestinas en la lista de organizaciones terroristas por parte del Ministerio de Defensa israelí constituiría una fuente de grave preocupación que la UE examinará muy de cerca.

El propio primer ministro palestino había explicado en su Twitter que en sus encuentros durante su viaje a Bruselas ha afirmado "el compromiso de Palestina con los principios y valores de los derechos humanos, la democracia y el pluralismo" y pidió protección "para los derechos humanos palestinos amenazados por las violaciones israelíes".

Esta misma semana, la Unión Europea pidió al Gobierno de Israel que "detenga la construcción de asentamientos" en Cisjordania, después de que el ministro israelí de Vivienda, Zeev Elkin, anunciase el domingo una nueva licitación para construir 1.355 casas.

"Los asentamientos son ilegales bajo el derecho internacional y un gran obstáculo para lograr una solución de dos Estados y una paz justa y duradera entre las partes", dijo en un comunicado un portavoz del Servicio Europeo de Acción Exterior.

Añadió que la UE no reconocerá ningún cambio a las fronteras previas a 1967, cuando tras la Guerra de los Seis Días Israel comenzó la ocupación de los territorios palestinos, considerada ilegal bajo el mandato de la ONU.

Se prevé que el mayor número viviendas (729) se construyan en Ariel, en el norte de Cisjordania, seguido de 346 en Beit El.