EFEBamako

El expresidente maliense Ibrahim Boubacar Keita (IBK) ha fallecido hoy en su domicilio a Bamako a los 76 años, un año y medio después de su derrocamiento por un golpe de estado que puso fin a sus siete años de gobierno.

Según informaron a Efe fuentes de su partido Reagrupación por Malí (RPM), el exmandatario, que gobernó el país entre 2013 y 2020, ha fallecido hoy por la mañana en su domicilio de la capital maliense después de una larga enfermedad.

En 2013, Boubacar Keita fue elegido para la presidencia de la República después del golpe militar contra el presidente Amadou Toumani Touré, y en 2018 fue reelegido para un segundo mandato pero dos años después fue derrocado por su ejército en el contexto de manifestantes opositoras multitudinarias.

IBK, politólogo y experto en relaciones internacionales, inicio su carrera gubernamental en noviembre de 1993 cuando fue nombrado ministro de Asuntos Exteriores, y pocos meses después se convirtió en primer ministro del país, un cargo que ocupó hasta 2000.

Durante los años de gobierno de IBK, Mali -que todavía no ha recuperado el orden constitucional tras el golpe del 2020- atravesó una compleja situación de inseguridad e inestabilidad por la presencia de grupos yihadistas que intensificaron sus atentados contra la población civil, el Ejército maliense y las fuerzas extranjeras y de Naciones Unidas.