EFEJerusalén

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, pidió al secretario general de la ONU, António Guterres que actúe para frenar la expansión de Irán en Siria y Líbano durante su primera visita oficial a la región.

"Irán está convirtiendo Siria en una base militar consolidada y quiere usar a este país y a Líbano como frentes de guerra para actuar en su objetivo declarado de destruir Israel", expresó Netanyahu ante Guterres durante el encuentro que mantuvieron hoy en Jerusalén, informó un comunicado oficial.

El primer ministro israelí dijo que Irán está produciendo en los países vecinos misiles de precisión guiada que podría usar contra Israel y alegó que eso es algo que la ONU "no debería aceptar".

Como también hizo horas antes el presidente israelí, Reuvén Rivlin, Netanyahu criticó ante Guterres el trato que Naciones Unidas le da a Israel, por el que cree que la organización tiene "una obsesión absurda" y lamentó que este organismo "permite a los palestinos difundir un discurso de odio en sus instituciones".

Sin embargo, el dirigente israelí se mostró optimista ante un posible cambio en el rumbo y confió en que con Guterres como secretario general pueda abrirse "una nueva página en la relación entre Israel y la ONU".

Guterres ha iniciado una visita oficial de tres días a Israel y Palestina que incluye reuniones hoy con el titular israelí de Defensa, Avigdor Lieberman; y el líder de la oposición, Isaac Herzog, entre otros.

Mañana se espera que se desplace a la ciudad cisjordana de Ramala, donde se encontrará con el primer ministro palestino, Rami Hamdala, y que pasado visite proyectos de la ONU en la Franja de Gaza.