EFELondres

Keir Starmer, Rebecca Long-Bailey y Lisa Nandy son los candidatos que se disputarán en las urnas el liderazgo del Partido Laborista británico después de que Emily Thornberry haya quedado eliminada del concurso al no lograr los apoyos necesarios, informó hoy la formación.

La actual portavoz de Exteriores no consiguió recabar el viernes, al término del plazo previsto, el respaldo de al menos 33 oficinas locales del partido o de sindicatos afiliados que le hubiera permitido concurrir a las elecciones internas.

De seis aspirantes iniciales, solo Starmer, Long-Bailey y Nandy se someterán al veredicto de las bases en unos comicios postales y por internet que se iniciarán el 24 de febrero y cuyo resultado se anunciará en un congreso especial el 4 de abril.

Con una sólida trayectoria política, según las encuestas Starmer es el favorito para suceder como líder a Jeremy Corbyn, seguido de Long-Bailey, del ala "corbynista", y Nandy, considerada la gran revelación de este proceso de primarias.

Corbyn, que desde su elección en 2015 viró el partido a la izquierda, anunció que dimitiría después del mal resultado obtenido en las elecciones generales británicas del 12 de diciembre, marcadas por el "brexit" y en las que consiguió una mayoría absoluta el conservador Boris Johnson.