EFEPlasencia (Cáceres)

El presidente del PP, Pablo Casado, ha señalado este miércoles, en referencia a los escraches sufridos hoy en Madrid por dirigentes del PP y Ciudadanos, que "el radicalismo ha vuelto a las calles".

En un acto de campaña en Plasencia para apoyar la candidatura de José Antonio Monago a la Presidencia de la Junta de Extremadura, así como a la alcaldía de la ciudad de Fernando Pizarro, el líder del PP ha condenado estos actos llevados a cabo por activistas de la Plataforma de Afectados por las Hipotecas en las celebraciones de San Isidro.

"En estas cuestiones el PP no tiene colores", ha dicho Casado, que ha añadido que "si escrachean a un adversario me escrachean a mí, porque yo sí creo en la libertad, frente al radicalismo que ha vuelto a las calles".

Además, ha indicado que los españoles tienen la posibilidad el próximo 26 de evitar que Pedro Sánchez y los socialistas "nos sigan haciendo una faena, nos lleven a la ruina y nos dejen en la bancarrota en la que la izquierda siempre deja a España".