EFEMadrid

Ciudadanos y Vox han solicitado al Gobierno que suspenda la tramitación de la pérdida de la condición militar de los soldados y marineros que tengan que salir del Ejército por haber cumplido los 45 años, en tanto no se apruebe una nueva ley de la carrera militar que les garantice "una carrera profesional digna".

Lo hacen en una moción de Ciudadanos, discutida este martes en el Congreso y a la que se ha unido Vox, que se votará mañana pero que no saldrá previsiblemente adelante en vista de que PSOE, PP y Podemos han anunciado que no la apoyarán, al considerarla "oportunista" y "populista" ante un "problema complejo" que no necesita de "soluciones simples".

El diputado de Cs Miguel Gutiérrez Vivas ha sido el encargado de defender la moción, a la que se ha sumado Vox con una enmienda aceptada parcialmente por el partido naranja.

En el texto acordado, los dos partidos piden al Gobierno que suspenda esos procesos en tanto no haya una ley de carrera militar única que sustituya a la de tropa y marinería 2006, que establece una modalidad de contrato temporal hasta los 45 años.

A esa edad, de no haber conseguido la permanencia en el Ejército, los militares de las escalas más bajas deben abandonarlo cobrando una pensión de unos 650 euros hasta la jubilación, compatible con otros trabajos fuera de la Administración.

La suspensión de esos procesos de baja se debe aplicar "con urgencia", añaden los partidos, en el caso de los soldados y marineros que hayan cumplido 45 años en 2020 y 2021, en vista de la crisis económica provocada por la pandemia del coronavirus.

Gutiérrez Vivas ha recordado que se trata de personas "dispuestas a dar su vida por nosotros" y que "cuando cumplen 45 años las dejamos en la calle". "Eso es una vergüenza democrática", ha asegurado.

Por ello ha instado a modificar la ley "y corregir esta terrible injusticia", que afectará a alrededor de 50.000 militares en los próximos años y se calcula que costará a las arcas públicas unos 9.000 millones de euros en pensiones.

Para el diputado de Vox Carlos Fernández-Roca se trata de un "ERE masivo" y el Ministerio de Defensa "está recurriendo a contratos temporales para cubrir las necesidades básicas de las Fuerzas Armadas".

La moción no cuenta con el apoyo de Podemos, cuyo diputado Roberto Uriarte ha avanzado la abstención de su grupo, no porque no crea que se debe abordar el problema, sino porque Ciudadanos, ha dicho, la ha presentado sin consensuar y sabiendo que no saldría adelante.

Para Uriarte, la moción supone "vender humo", por lo que ha instado a Cs a huir de "trampas" y sentarse a dialogar con el resto de partidos para avanzar "en la estabilidad y en la remuneración" de los militares.

En el mismo sentido, el diputado del PP Fernando Gutiérrez Díaz de Otazu ha calificado la moción de "oportunismo político" y "populismo" porque "no se pueden adoptar o proponer soluciones simples a problemas complejos".

El diputado popular ha indicado que "la renovación de las escalas más bajas en necesaria" y por eso es conveniente este modelo de contratación temporal, lo mismo que ha opinado la diputada del PSOE Zaida Cantera de Castro.

La socialista ha recordado que la ley aprobada en 2006 por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero contó con la opinión de expertos que defendían que la permanencia de los soldados y marineros en el Ejército supone el envejecimiento de las Fuerzas Armadas en sus capas más operativas.