EFEPalma

La Agencia EFE se sumará a la acción penal por presunta prevaricación judicial contra el juez del caso Cursach, Miquel Florit, impulsada ante el Tribunal Superior de Justicia de Baleares por Diario de Mallorca y Europa Press.

EFE se adherirá a la querella planteada contra el magistrado tras confirmar que Florit investigó un año de llamadas telefónicas de la delegación de la agencia en las Islas Baleares y de una redactora que cubría información de tribunales.

En un auto dictado el pasado 17 de octubre, el juez instructor requería a las compañías telefónicas que le facilitasen los registros de comunicaciones de la oficina y del móvil de la periodista para tratar de determinar las fuentes de un informe sobre la situación fiscal de las empresas de Bartolomé Cursach, a quien investigaba por presunta corrupción.

En ese mismo auto se reclamaban también los listados de llamadas de dos redactores de Europa Press y Diario de Mallorca a quienes en diciembre, por orden del juez, se les requisaron sus teléfonos móviles.

Esta última acción, junto con la orden de registro e incautación de equipos informáticos en ambas empresas, motivó que el 13 de diciembre Diario de Mallorca y Europa Press presentaran una querella por prevaricación judicial, quebrantamiento de la inviolabilidad del domicilio y vulneración del derecho al secreto profesional.

La Agencia EFE se sumará ahora a esta querella en defensa de su derecho al libre ejercicio del periodismo.

El juez Florit requirió los listados de llamadas de EFE y su redactora el mismo día en que los dos policías que llevaban a cabo la investigación de la filtración del informe sobre Cursach ejecutaron la orden a EFE de "entrega inmediata" del documento en que se basó la información publicada el 5 de julio.

Los agentes se llevaron de la delegación de EFE una copia digital del informe, cuya fuente la agencia no desveló.

El juez Florit ordenó el 18 de diciembre la detención de dos policías que, como miembros de la unidad de Blanqueo de la Jefatura Superior de Palma, habían participado en la investigación del caso Cursach.

En este procedimiento, que han instruido dos jueces antes que Florit, se investiga una presunta trama de corrupción en torno al que fuera el magnate del ocio nocturno de Mallorca en la que estarían implicados policías, funcionarios y políticos.