EFEMadrid

El pleno del Consejo General del Poder Judicial ha aprobado este jueves seis nombramientos y ninguno de ellos ha cosechado más de 14 votos, muestra de la división existente en este órgano, que ha retirado del orden del día dos designaciones para el Supremo por no contar con los apoyos suficientes.

El pleno se ha reunido de forma extraordinaria para abordar ocho nuevos nombramientos en agenda, tres de ellos del Tribunal Supremo, rotas una vez más las negociaciones entre el PSOE y el PP para renovar un órgano que cumple dos años y tres meses en funciones.

Finalmente, solo se ha nombrado a uno de los magistrados del Supremo (Antonio García, en la Sala Primera), que ha conseguido el mínimo de 13 votos, y se han retirado del orden del día otra plaza de magistrado en esa Sala y otra en la Sala Cuarta, según han informado fuentes del órgano de gobierno de los jueces.

También han sido elegidos presidentes de los Tribunales Superiores de Justicia (TSJ) del País Vasco y de Canarias a Ignacio Subijana y Juan Luis Lorenzo, respectivamente, con 13 votos.

Los otros tres nombramientos aprobados son los siguientes: Garbiñe Biurrun como presidenta de la Sala de lo Social del TSJ del País Vasco (12 votos), José Antonio Vega Bravo como presidente de la Audiencia Provincial de Salamanca (14 votos) y a Luis Miguel Columna presidente de la Audiencia Provincial de Almería (13 votos).

Fuentes del pleno han informado a Efe de la "posición determinante" que ha adoptado el presidente Carlos Lesmes para que salieran adelante los nombramientos, ya que se requiere un mínimo de 13 votos para los cargos del Supremo y Tribunales Superiores, de manera que su voto ha sido el que ha permitido aprobar una plaza en el alto tribunal y las dos en los TSJ de País Vasco y Canarias.

No ha ocurrido así con los otros dos nombramientos para el Supremo, cuyas quinielas apuntaban a Félix Vicente Azón, que fue director general de la Guardia Civil hasta que el ministro del Interior Fernando Grande Marlaska le cesó en enero de 2020; y a Manuel Almenar, presidente de la conservadora Asociación Profesional de la Magistratura (APM), mayoritaria en la carrera judicial.

De hecho, ante la evidente falta de acuerdo para estas dos plazas, el presidente ha interrumpido el pleno para tratar de acercar posturas y tomar una decisión, que finalmente ha sido la de retirar del orden del día estos dos nombramientos a petición del grupo de ocho vocales que había pedido este pleno extraordinario.

Así las cosas, se ha acordado aplazarlos para el próximo pleno del día 25 cuando se votarán otras dos plazas para la Sala Tercera del alto tribunal, han añadido las fuentes, que confían en que para entonces se alcance, al menos, el mínimo de 13 votos.

Porque el consenso entre progresistas y conservadores que ha venido caracterizado los nombramientos realizados en los últimos meses se ha roto hoy ante la posición firme de un bloque de siete vocales que han votado en blanco todas las designaciones.