EFEMadrid

El juez que investiga el caso mascarillas ha rechazado suspender la declaración prevista para este viernes de la coordinadora general de Presupuestos y Recursos Humanos del Ayuntamiento de Madrid, Elena Collado, que fue la interlocutora de uno de los empresarios investigados por supuesta estafa al Consistorio.

El titular del Juzgado de Instrucción número 47 de Madrid, Adolfo Carretero, ha dictado una providencia en la que rechaza las peticiones formuladas por varias acusaciones populares, que solicitaban aplazar la comparecencia de Collado en calidad de testigo, según informan a Efe fuentes jurídicas.

Lo reclamaron en concreto el PSOE, Más Madrid y Podemos, en algunos casos porque solicitaban al juez la práctica de más diligencias y en otros porque no habían podido acceder a los correos que se intercambiaron el Ayuntamiento de Madrid y el empresario Luis Medina -uno de los investigados-, y que el consistorio remitió al juzgado hace unos días.

Uno de los correos aportados, remitido por el empresario investigado Luis Medina el 18 de marzo de 2020 a la dirección "[email protected]", decía: "Hola Maite (posible referencia errónea a la coordinadora general de la Alcaldía, Matilde García). Siguiendo las instrucciones de Carlos te envío algunos productos que tenemos disponibles y listos para enviar por avión a terminal cargo Barajas".

Ese Carlos haría referencia a Carlos Martínez Almeida, primo del alcalde de Madrid, quien también declaró como testigo ante el juez e indicó que, tras recibir la llamada de Luis Medina ofreciendo material sanitario, llamó a Matilde García, quien le dio un correo de su departamento.

Mañana, viernes, será el turno de la responsable de compras, Elena Collado, cuyo nombre apareció en el sumario desde el primer momento como interlocutora de Alberto Luceño (el otro empresario investigado) en la gestión de las compras.

Desde el primer momento el Ayuntamiento cerró filas en su defensa, y también el juez y la Fiscalía Anticorrupción consideran no hay indicios en la causa para pensar que tuviese responsabilidad en la supuesta estafa.

"Ninguna prueba existe de que la señora Collado se apropiase de dinero público o permitiese que los investigados se apropiasen del mismo", dice el juez en el auto, al que ha tenido acceso Efe.

Como también mantiene la Fiscalía, el juez cree que Collado fue "engañada" por los dos empresarios investigados, Luis Medina y Alberto Luceño, quienes "ocultaron" el importe de "sus desmesuradas comisiones que inflaron el precio de los contratos" de compraventa de material sanitario que suscribieron con el Ayuntamiento a través de la empresa Leno en plena pandemia.