EFEBarcelona

La portavoz parlamentaria del PSC, Eva Granados, ha pedido al Govern que no caiga en el "politiqueo" a la hora de gestionar el brote de COVID-19 de Lleida y le ha emplazado a modificar su propuesta de confinamiento para la región a fin de dotar de "seguridad jurídica" cualquier limitación de derechos.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha asegurado este lunes que "no acepta" la decisión judicial de la magistrada que ha rechazado el confinamiento parcial en el Segrià (Lleida) y ha indicado que asumirá las "consecuencias que se deriven de no poner en peligro la salud de las personas".

Ante estas declaraciones, Granados ha reclamado a Torra que priorice la protección de los ciudadanos y que no use la decisión de una jueza como "excusa" para dilatar la toma de decisiones.

"Las decisiones judiciales son decisiones judiciales. Lo que tenemos ahora por delante es la necesidad de mejorar el instrumento jurídico. Supongo que los servicios jurídicos de la Generalitat habrán valorado la diferencia entre el confinamiento de la Conca d'Òdena y la propuesta del Segrià. Lo que les exigimos es que hagan bien las cosas", ha dicho en rueda de prensa tras la reunión de la ejecutiva del PSC de este lunes.

Lo que no puede ser, ha advertido, es que en vez de buscar amparo legal dentro de sus competencias se esconda en "politiqueo" y se hable de "agravios".

"Los ciudadanos del Segrià necesitan un Govern que les ampare, que les proteja, que movilice recursos y que ponga a rastreadores para controlar el brote", ha recalcado.

La portavoz socialista ha asegurado que si el gobierno catalán "hace el trabajo bien hecho" tendrá todo el apoyo del PSC, así como del Gobierno que pilota Pedro Sánchez para tomar las medidas que se consideren oportunas.