EFESantiago de Compostela

El presidente de la Xunta y candidato a la reelección por el PPdeG, Alberto Núñez Feijóo, y sus seis contrincantes en las elecciones autonómicas han chocado por la gestión de la emergencia sanitaria y, así las cosas, la oposición ha reclamado autocrítica al 'popular', que les ha acusado de demagogia.

El debate de líderes emitido por la CRTVG se ha producido en el primer lunes de campaña, en la tercera semana sin confinamiento en Galicia, ha durado más de dos horas y ha contado con la presencia de Ciudadanos y Vox, pese a no contar con representación parlamentaria.

El espacio se ha dividido en cuatro bloques, la economía; las políticas sociales, de bienestar, educación y sanidad; el modelo institucional y la pandemia.

Es en este último punto en el que Núñez Feijóo ha reprochado al resto de partidos que intenten "reescribir la historia" y que algunos resuman la crisis provocada por el SARS-CoV-2, virus causante de la covid-19, en que "el Gobierno lo hizo todo bien y la Xunta todo mal", algo que considera que "no es verdad", así como tampoco "justo".

"Si tuvieran que gestionar la pandemia no hablarían con tanta ligereza y con tanta demagogia", ha concluido en respuesta a las críticas.

La cabeza de lista del BNG, Ana Pontón, fue la primera en instar a Feijóo a "reconocer errores" y le reprochó que después de tanto recriminar improvisaciones al Ejecutivo de Pedro Sánchez, él mismo haya caído en ellas.

El socialista Gonzalo Caballero ha remarcado que no hubo "anticipación" por parte de la Xunta y ha dicho a Núñez Feijóo que no puede ponerse "medalla alguna" por ello, mientras que el aspirante de Galicia en Común, Antón Gómez Reino, ha reclamado al dirigente de los populares gallegos que reconozca los "recortes" que realizó en la sanidad.

Mientras, para el candidato de Marea Galeguista, Pancho Casal, Feijóo es un "nefasto gestor" y le ha advertido de que no puede hacer "negocio" con los asilos y Beatriz Pino, de Ciudadanos, ha considerado que los políticos deben "pedir disculpas" al estar "gritando y faltándose al respeto" durante estos meses tan duros.

Desde Vox, el candidato del partido por A Coruña, Ricardo Morado, el único que se ha expresado en castellano, ha avisado de que la sanidad se gestiona mejor de manera centralizada que "en los reinos de taifas".

Otro bronco enfrentamiento se ha registrado en el apartado económico, dado que a Núñez Feijóo le han afeado los malos datos y él ha replicado alegando "estabilidad y experiencia" para reconducir la situación generada tras una enfermedad para la que no hay vacuna.

Núñez Feijóo ha apelado a que su partido es el único capaz de "aplicar el programa de forma inmediata" tras la cita con las urnas y ha agregado que "no tenemos tiempo que perder".

Caballero ha defendido la urgencia de dar a Galicia una "nueva política económica y una nueva política industrial" para que nadie se quede "en la cuneta" y Pontón ha expuesto que la solución no es "un presidente que se comporta como un oportunista y vende humo".

Gómez-Reino ha apuntado que "la gente sabe que cumplimos cuando estamos en el Gobierno" y Beatriz Pino ha subrayado que Galicia "necesita centro, moderación, consenso" para afrontar una difícil etapa.

Casal ha criticado a Feijóo que venda certezas, al entender que "no se pueden prometer en un contexto como el actual", y Morado ha atacado la inacción de "los partidos del gobierno".

El tercero de los bretes ha correspondido a la cuestión sanitaria en la que Núñez Feijóo, en suma, ha ensalzado su buen hacer con las políticas sociales y el resto le ha echado en cara su "mundo irreal" en el que no ve las carencias que existen en los ámbitos sanitario y educativo.

Ya en clave pactos y gobernabilidad, Núñez Feijóo ha replicado a la petición de PSdeG y BNG para que diga si va a pactar con Vox que este partido no le "vigila" y ha considerado, por otra parte, que los votos a Ciudadanos serán "perdidos" porque solo servirán para favorecer a la izquierda.

El candidato del PPdeG se ha desmarcado de esta manera de los dos partidos del ámbito de la derecha, mientras que ha advertido de una posible alianza entre las formaciones de izquierda al decir que "entre diez partidos, Galicia es imposible de gobernar".

Los candidatos del PSdeG y el BNG, Gonzalo Caballero y Ana Pontón, han alertado de que Feijóo pretende gobernar con la ayuda de la "ultraderecha" de Vox y han instado a ir a votar para que ganen las fuerzas progresistas el próximo 12 de julio y acabar con 11 años de gobierno de PP en mayoría absoluta.