EFESantiago de Compostela

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha asegurado que cualquier cambio en la fecha de reunión sobre financiación autonómica del próximo 2 de noviembre tendrá que contar con el acuerdo de todos los presidentes asistentes, un total de siete, y no la decidirá él ni "bilateralmente" con el presidente extremeño.

Así lo ha explicado en una rueda de prensa, tras el Consello de la Xunta extraordinario de aprobación del proyecto de presupuestos, tras anunciar el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, que le había pedido retrasar este encuentro previsto inicialmente entre Galicia, Asturias, Aragón, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cantabria, Extremadura, y La Rioja, aunque esta última ya se descolgó la semana pasada.

"Si a la mayoría de los presidentes autonómicos no les viene bien, buscaremos otra fecha; si a la mayoría le viene bien, mantendremos el día 2", ha constatado Núñez Feijóo sobre este encuentro previsto en Santiago de Compostela, que ya ha recibido críticas de alguno de los presidentes socialistas.

El presidente gallego ha dicho que no sabe si el PSOE ha dado instrucciones a sus presidentes para no participar en este encuentro y cualquier comentario a este respecto sería "una especulación", pero ha puntualizado que él no convocó este encuentro como presidente del PP gallego, sino de la comunidad autónoma cuyos intereses son "coincidentes" con los de las autonomías convocadas.

"Yo no di cuenta de esta reunión al PP, ni a la calle Génova (sede del partido), ni al presidente de mi partido, porque son reuniones que he venido manteniendo desde que soy presidente de la comunidad autónoma", ha aclarado, en referencia a encuentros anteriores con presidentes de las mismas autonomías que ahora.

Y ha apostillado que "nunca" los presidentes autonómicos han solicitado autorización al partido para reunirse con sus colegas. "No sé si a partir de la fecha hay algún partido que necesite solicitar autorización; yo desde luego no lo voy a hacer", ha aseverado.

Feijóo también ha informado de que solo ha hablado del aplazamiento que pide Fernández Vara con el presidente de Asturias, Adrián Barbón, y sabe, por un teletipo, que el de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, prefiere mantener el día 2, por lo que "la mayoría de los presidentes" no le han llamado a este respecto y hasta que no hable con todos ellos no puede dar "un cambio o confirmación de fecha".

Según ha relatado, la fecha del 2 de noviembre no la propuso él, sino que es la que "encajaba en todas las agendas" y ha insistido en que "no es una reunión del PP" ni de "secretarios generales o presidentes de partidos en las comunidades autónomas", sino de presidentes autonómicos.

Un encuentro entre comunidades con criterios similares para el nuevo modelo de financiación autonómica que han mantenido reuniones "tanto el Gobierno Rajoy y el Gobierno Sánchez" con "posiciones conocidas" de estas autonomías que, a su juicio,"no tienen nada que ver con quien sea al presiente en cada momento".

Además, ha puntualizado que no habló hoy con Fernández Vara, ya que la conversación telefónica se produjo ayer y fue "interrumpida" para entrar en el plenario del congreso socialista, y ambos dirigentes han quedado en "retomarla". EFE

msl/am/ram

(foto)