EFEMadrid

El nuevo ministro de Política Territorial y Función Pública, Miquel Iceta, ha asumido este miércoles su cargo defendiendo España "como es, diversa, plural y unida", comprometido con la Constitución y afirmando que es un hombre de "concordia y acuerdo" y que así va a actuar en esta responsabilidad.

Iceta ha tomado posesión en un acto en el ministerio junto a la hasta ahora responsable de este departamento y nueva ministra de Sanidad, Carolina Darias, y al que han asistido la presidenta del Congreso, Meritxell Batet; los ministros de Interior, Fernando Grande-Marlaska; Transportes, José Luis Ábalos; y Turismo, Reyes Maroto; el ya exministro Salvador Illa y la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera.

Como las recomendaciones sanitarias ante la pandemia han impedido el tradicional traspaso de cartera de las manos de Darias a las de Iceta, esta reposaba sobre una mesa a la espera de que el nuevo ministro la cogiera a indicación de su predecesora, a la que ha lanzado un beso al aire.

Tras recoger la cartera, Iceta, que ha agradecido la confianza demostrada por Pedro Sánchez, ha saludado en todas las lenguas cooficiales y ha señalado que va a continuar con el mismo espíritu de Darias de fomentar la cogobernanza y la modernización de la administración pública.

Ha dicho que cree "en lo público", que "garantiza derechos y ampara libertades" y que está comprometido con la Constitución, fruto de "un profundo acuerdo entre españoles", y que para su modificación se necesita un acuerdo similar.

Se ha referido a los "deberes" que le puso Sánchez tras hacer público su nombramiento, como la cooperación y la cogobernanza, y ha agregado que él es "hombre de acuerdo y concordia, que vienen del corazón y, por tanto, del sentimiento".

Ha señalado a Darias que va a seguir su camino y que no va a haber "inventos ni improvisaciones" en su gestión en el ministerio, y ha agregado que coincidían en las prioridades, como modernizar las administraciones, su digitalización y "pelear" por unos fondos europeos para seguir adelante en la reconstrucción económica y social tras la pandemia.

Iceta ha comentado que había pedido el discurso de Batet al tomar posesión de este mismo ministerio y que ambos coincidían en reivindicar lo público y en el reconocimiento de los servidores públicos, por lo que trabajará en mejorar sus condiciones y las de la administración.

También ha tenido un recuerdo para los anteriores ministros Joaquín Almunia y Jordi Sevilla, ya que su labor es motivo de inspiración para él y, aunque no está "de campaña electoral", al hablar de "vocación de servicio público" ha considerado que era "un buen momento de hablar de Salvador Illa", por la "dignidad y eficacia" en el desempeño de su gestión.

Iceta ha insistido en que quiere una España "fuerte en su unidad y orgullosa en su diversidad" y ha considerado que "no hay fortaleza más sólida que la que surge del compromiso y el diálogo".

Y ha precisado que su compromiso con la Constitución "sigue intacto" al ser un "profundo acuerdo entre españoles que solo debe mejorarse a través de acuerdos" similares.

Ha indicado que asume el programa de gobierno de coalición progresista con un proyecto de país más verde, digital, sin brecha de género, más cohesionado e inclusivo.

Retos a los que dedicará "lo mejor" de su empeño, para lo que no ha dudado que contará con la ayuda de Darias y con los equipos del ministerio.

Previamente, Darias había asegurado que siempre ha intentado actuar con la idea de contribuir al progreso de España, a su vertebración y a la cohesión territorial para lograr la cohesión social.

Un trabajo -ha dicho- que ha desarrollado codo con codo con las comunidades autónomas y todas las entidades provinciales, insulares y locales.

"He intentado hacer de la cooperación territorial la base para mejorar la vida de este país, para cohesionar este país, para coser este país", ha añadido.

La nueva ministra de Sanidad ha señalado que, de la mano de la modernización pública, ha intentado también contribuir a las grandes transformaciones que España necesita.

Aunque cree que se han logrado algunos avances, ha afirmado que lo mejor está por venir y que lo hará con Iceta al frente de Política Territorial en un reto "apasionante".

Darias ha agradecido su ayuda a todos sus colaboradores y personal del ministerio que ahora abandona y en el que ha asegurado que se ha sentido como en casa.