EFEBarcelona

El portavoz adjunto de JxCat, Eduard Pujol, ha emplazado este lunes al Gobierno de Pedro Sánchez a retomar el diálogo con los independentistas tras el "fiasco absoluto" de la manifestación de PP, Cs y Vox en Madrid.

Tras la reunión de coordinación estratégica en el Parlament entre el grupo parlamentario de JxCat y el PDeCAT, Pujol ha destacado que "no hubo la manifestación que algunos esperaban", ya que querían un "domingo caliente" y les salió "muy frío".

"El llamamiento a la movilización para tumbar a Sánchez no les ha ido bien a la derecha y la ultraderecha española", ha afirmado Pujol, para quien se ha demostrado que "el lobo no es tan feroz", por lo que Sánchez no debe tener "miedo" al diálogo.

Según Pujol, "Sánchez debe reflexionar" y entender que "la opción de sentarse" a hablar con los independentistas "quizás no era tan mala opción".

Sin embargo, ha dejado claro que por ahora "no está sobre la mesa" la posibilidad de que el PDeCAT (formación integrada en JxCat en el Parlament) retire su enmienda a la totalidad a los presupuestos generales del Estado, puesto que "no se intuye ningún movimiento" por parte del Gobierno de Sánchez.

Según Pujol, antes de que el Gobierno de España y la Generalitat dieran por rotas el viernes sus conversaciones para constituir una mesa de diálogo entre partidos, coordinada por un relator, ambas partes tenían un documento "muy avanzado", con una "discusión madura" sobre la posibilidad de poner en marcha ese nuevo espacio de "diálogo efectivo".

Había una "posibilidad real de hablar" sobre el derecho a la autodeterminación y cualquier otra posible salida al "conflicto político" en Cataluña, ha señalado Pujol, que ha indicado que los socialistas podrían haber aportado también en este marco su idea de aprobar un nuevo Estatut.

Sobre el juicio del 1-O que arranca este martes, ha denunciado que "no habrá un juicio" en sentido estricto porque "no se dan las bases de seguridad jurídica que se deberían dar en un Estado de derecho".