EFEBarcelona

La CUP ha anunciado este viernes que, tras los primeros acuerdos alcanzados con ERC, JxCat y los comunes, se marca cuatro nuevos "objetivos" sociales y económicos en las negociaciones de cara a la formación del próximo Govern.

Según ha detallado en rueda de prensa la diputada electa Eulàlia Reguant, los cuatro objetivos son aplicar una renta básica universal en esta legislatura, impulsar una regulación "efectiva" del alquiler, potenciar el sector público y emprender un proceso de industrialización que ponga en el centro "la necesaria transición ecológica".

Reguant ha explicado que los anticapitalistas se proponen ahora avanzar en estas cuatro cuestiones después de haber alcanzado ya unos primeros compromisos para "frenar hemorragias urgentes".

En concreto, la CUP da por hecho un acuerdo para establecer una moratoria en el uso de las balas de foam por parte de los Mossos d'Esquadra, para evitar que la Generalitat se persone en causas contra manifestantes independentistas y para descartar que la brigada antidisturbios (Brimo) participe en procesos de desahucios.

Fuentes independentistas consultadas por Efe han precisado que lo que se ha acordado con la CUP es un "compromiso de trabajo" para ir concretando estos puntos.

En paralelo, ERC y la CUP han anunciado la puesta en marcha de "grupos de trabajo" para avanzar en propuestas en torno a los cuatro objetivos sociales y económicos explicitados este viernes por los anticapitalistas.

ERC se ha referido a esta cuestión mediante un comunicado en el que señala que "se han activado los grupos de trabajo sectorial conjuntos", que se han reunido por primera vez hoy mismo.

"La confianza mutua establecida desde la celebración de las elecciones ha garantizado un buen clima de trabajo entre las dos fuerzas, que se han emplazado a una nueva reunión la próxima semana con la certeza de concretarse en acuerdos sustanciales a favor de la mayoría social del país", apunta ERC.

Reguant también ha informado de que la CUP ha trasladado a ERC, JxCat y comunes su disposición a asumir la presidencia del Parlament, si bien no ha concretado cuál de los nueve diputados de este grupo podría ocupar este cargo.

Asimismo, ha dejado claro que "con la constitución del Parlament no se acaba todo", de forma que los anticapitalistas pretenden que las negociaciones postelectorales se alarguen, si es necesario, más allá del 12 de marzo, día de la sesión constitutiva de la cámara.

El portavoz del secretariado nacional de la CUP, Edgar Fernández, ha explicado a su vez que su organización encara ya la "fase final" de su proceso de debate interno.

Así, ayer jueves se mantuvieron reuniones con las once formaciones que integraron la candidatura de la CUP en los comicios del 14F, mañana sábado se llevará a cabo la "coordinadora abierta parlamentaria" y el domingo y el martes se celebrarán "asambleas abiertas parlamentarias".