EFESan Millán de la Cogolla (La Rioja)

El presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, exigirá este viernes en la Conferencia de Presidentes un plan de choque ante una segunda ola de la COVID-19, mejores mecanismos de coordinación entre las comunidades y el Gobierno y un instrumento jurídico para que las regiones puedan dictar confinamientos de determinadas zonas geográficas si es necesario.

En declaraciones a los medios antes de comenzar la Conferencia de Presidentes que se celebra en San Millán de la Cogolla (La Rioja), Mañueco ha instado al Ejecutivo central a que facilite lo antes posible un instrumento jurídico para que las comunidades autónomas puedan ordenar confinamientos de personas de manera rápida, ágil e inmediata de determinadas zonas geográficas.

Además, ha pedido mejores mecanismos de coordinación entre el Estado y las comunidades para actuar de manera temprana en la lucha contra los brotes, así como un plan de choque "porque estamos a las puertas de una segunda oleada y dar así una respuesta ágil y eficaz".

Respecto al reparto de los fondos europeos, el presidente de Castilla y León ha explicado que quiere ser "la voz de la España interior", que necesita una "apuesta decidida".

Ha indicado que uno de los criterios de reparto debe ser la lucha contra la despoblación y el reto demográfico y ha pedido que se aprovechen la llegada de esos fondos para superar desequilibrios territoriales.

"Criterios justos, claros, objetivos y que no se cambien", ha concretado.