EFELa Habana

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, se ratificó en el mantenimiento del veto al preacuerdo entre la UE y el Reino Unido para el "brexit" porque considera que aún siguen sin darse las garantías suficientes en relación con la situación de Gibraltar.

Sánchez se refirió a la situación de la negociación del "brexit" en la conferencia de prensa que ofreció en La Habana al término de su visita oficial, durante la que se entrevistó con el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel.

"Las garantías aún no son suficientes y, por tanto, España mantiene el veto al acuerdo del 'brexit", insistió el jefe del Ejecutivo.

Al plantearle si baraja no asistir a la reunión del Consejo Europeo del próximo domingo, se limitó a señalar que "si hay acuerdo, lógicamente se irá".

Ante la precisión de si eso supone que no irá si no hay pacto, manifestó que, si no se logra, muy probablemente el Consejo Europeo no se celebrará.

Sánchez insistió de forma general en que en el acuerdo que se está negociando en Bruselas no se dan todavía las garantías suficientes.

En consecuencia, defendió seguir manteniendo el veto al acuerdo entre la UE y el Reino Unido.

Sánchez regresará mañana a Madrid tras finalizar hoy su viaje a Cuba y, a la espera de confirmación oficial, en su agenda está previsto que el domingo esté en la capital belga junto al resto de líderes europeos.

El artículo 184 del borrador del acuerdo sobre la retirada británica había generado críticas del Gobierno español, que considera que no proporciona suficientes garantías jurídicas de que tendrá la última palabra en cualquier futuro acuerdo sobre Gibraltar, cedido a Londres en 1713.

El Peñón de Gibraltar es la última colonia en suelo europeo y España no reconoce a ese territorio como parte del Reino Unido, además de que también niega que en esa cesión se incluyeran las aguas marítimas circundantes y el istmo en el que posteriormente los británicos construyeron un aeropuerto.