EFESantander

El presidente de Gobierno, Pedro Sánchez, ha insistido en que la victoria del líder de los socialdemócratas alemanes, Olaf Scholz, en las elecciones alemanas de este domingo abre la oportunidad de "estar unidos en el color y en la orientación de los dos gobiernos", el español y el alemán, por una recuperación económica verde y justa.

"España y Alemania ya estaban muy unidas", ha dicho Sánchez durante la inauguración de la jornada Diálogos sobre el Futuro del Trabajo, organizada por la Oficina Nacional de Prospectiva y Estrategia en Santander, tras valorar que el Ejecutivo español coincide con las políticas socialdemócratas alemanas.

"Hago patria y felicito al candidato socialdemócrata alemán. Ayer triunfó lo que siempre ha reivindicado un gran pensador progresista que es Fernández de los Ríos, de la II República, que reivindicaba el respeto entendiéndolo como la dignidad de las personas", ha puntualizado el jefe del Ejecutivo.

Sánchez, que ha reiterado durante su intervención la necesidad de que haya una política útil "pura", que "teja alianzas" y se fundamente en la colaboración, ha abogado por seguir avanzando en el proceso de integración europeo ya que "separados somos muy pequeños en un mundo de gigantes y juntos podremos condicionar el devenir del mundo durante los próximos años".

El presidente ha apostado por el "poder transformador del diálogo para construir horizontes comunes y para el progreso de los ciudadanos y los compatriotas".

"Cultivar la unión y desterrar la crispación", ha señalado en referencia a la oposición política española a la que ha pedido "trabajar unidos, codo con codo".

En este sentido ha puesto como ejemplo la colaboración de su Ejecutivo con gobiernos de diferente color en la isla de La Palma para conseguir el mismo objetivo que es "ofrecer un futuro de prosperidad y esperanza al conjunto de palmeros y palmeras".