EFEMadrid

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha atribuido hoy a "problemas" de Italia los retrasos en la reubicación de refugiados y ha subrayado que España está a la espera de que el país alpino responda a las solicitudes que nuestro país ya ha remitido.

Lo ha hecho en la Comisión de Interior del Congreso, donde ha comparecido para explicar la política migratoria y donde ha anunciado la llegada mañana desde Italia de 29 refugiados, a la vez que se están tramitando 402 expedientes más en espera de concluir el examen de estas personas para que se autorice el traslado.

Zoido ha explicado el largo procedimiento desde que el país correspondiente expresa su voluntad de reubicar a refugiados hasta que se materializa.

A día de hoy, España está pendiente de que se mande "un número importante de personas reubicadas", pero está teniendo problemas con los expedientes en Italia mientras que "Grecia funciona mucho mejor".

En este sentido, ha recordado que en el seno de la Comisión Europea se ha acordado recientemente acelerar el proceso de reubicación pidiendo a estos dos países que refuercen los sistemas de identificación y registro de los refugiados.

Mientras, el resto de estados miembros, entre ellos España, se han comprometido a hacer un esfuerzo adicional para reubicar a 500 personas más al mes.

"Y España va a responder, como siempre ha hecho, con voluntad y plena disposición", ha subrayado el ministro, que ha recalcado que estas cifras se unen a las 1.069 personas que ya han sido acogidas por esta vía.

Respecto al reasentamiento, el titular de Interior ha cifrado en seis meses la duración de este procedimiento, y nuestro país también está a la espera desde el pasado mes de marzo de que lleguen por esta vía 725 personas, 325 desde Líbano y el resto desde Turquía.

En total, nuestro país ya ha dado cobijo a 1.487 refugiados por ambas vías de los más de 17.000 a los que se comprometió.

Sobre las críticas de "inmovilismo y pasividad" que le han lanzado la mayoría de grupos parlamentarios, Zoido ha sido tajante al afirmar que "todo menos eso" y ha resaltado la "buena colaboración" de las comunidades autónomas y los ayuntamientos, que no han puesto nunca ningún problema en acogerlos.