EFEMadrid

La candidata del PP a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, se ha comprometido este miércoles a asumir y cumplir "en su totalidad" el acuerdo que les ha trasladado la portavoz de Vox, Rocío Monasterio, cuyos votos ha pedido "de manera humilde y sincera".

De esta forma lo ha expresado en la réplica a la intervención del portavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado, en la segunda y última sesión del debate de investidura en la Asamblea de Madrid, donde previsiblemente Díaz Ayuso será elegida presidenta regional con los votos de Ciudadanos y Vox.

Después de semanas de negociaciones para alcanzar un acuerdo de investidura, ha garantizado a Ciudadanos y a Vox que "tanto un proyecto como el otro se van a cumplir".

La aspirante del PP a la Presidencia regional ha prometido llevar a cabo el acuerdo de 155 medidas que han rubricado Ciudadanos y el PP.

Al PP y a Ciudadanos, ha explicado Díaz Ayuso, los une "un proyecto común" que se basa en la Constitución, la igualdad y la libertad de todos los ciudadanos, la unidad de España y el respeto a los símbolos, a la Corona y a la convivencia.

Se ha mostrado segura de que hoy nacerá un Gobierno de centro derecha y liberal, que va a saber "gobernar para todos", a diferencia de lo que -a su juicio- ocurriría si los grupos de la izquierda tuvieran la ocasión de presidir y gobernar la Comunidad de Madrid.

"Es un reto apasionante tener el privilegio y el honor de presidir el primer Gobierno en coalición de la historia de la Comunidad de Madrid", ha señalado Díaz Ayuso.

El Ejecutivo del PP y Ciudadanos hará "un ejercicio de responsabilidad, sensatez y respeto a los ciudadanos" que traerá "grandes cotas de prosperidad" a la región, ha afirmado.

"En sus compañeros de Gobierno y en el grupo parlamentario del PP encontrarán a aliados que buscamos que este proyecto salga adelante por el bien de todos", ha añadido.

Ha aseverado que este proyecto se va a dirigir "con sensatez y con moderación" y será "el contrapeso a los desmanes del Gobierno de España si sigue en manos del PSOE y de los socios de viaje que va a tener que llevar adelante".