EFEBruselas

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ofreció hoy que su país asuma durante un año el mando de la nueva misión de entrenamiento de la OTAN en Irak, a la que los líderes aliados esperan dar luz verde definitiva en la cumbre que se celebra este miércoles y el jueves en Bruselas.

"Canadá se va a comprometer con 250 soldados, una cantidad de helicópteros y, de hecho, estamos ofreciendo asumir el mando de esa misión durante el primer año", anunció el político durante el evento "Nuestros valores globales compartidos", previo a la reunión de jefes de Estado y de Gobierno de la Alianza.

El liderazgo canadiense de esa iniciativa se prolongaría desde otoño de este año hasta otoño de 2019.

La misión de asesoramiento y formación pretende entrenar a los instructores del Ejército y las fuerzas de seguridad de ese país.

"Ese próximo paso en el desafío en Irak, que fue primero derrotar al (grupo yihadista) Estado Islámico, es ahora construir esa democracia y fortalecerla", comentó.